Fórmula 1

Fernando Alonso disfruta de su primer día como 'ferrarista'

  • "Creo que Ferrari será mi último equipo; quiero acabar ahí mi carrera", deseó el piloto asturiano

Pelo despeinado, barba de varios días, jeans y chaqueta deportiva de Renault. De repente, una sonrisa. Un objeto sobre el que estampar su firma: una gorra negra y roja de Ferrari. A las 11:30 de ayer el piloto español Fernando Alonso apareció en el circuito de Suzuka. Así empezaba su primera jornada como ferrarista.

Y no pudo disimular su alegría. Tras meses de calma, de resignación estoica y de paciencia, Alonso volvió a ser el eje de todas las miradas, el protagonista de la noticia del año: su esperado pase a Ferrari a partir de 2010.

Arigato (gracias), decía de buen humor en la obligatoria firma de autógrafos de los pilotos de la parrilla a los fans japoneses, que el domingo contemplarán el antepenúltimo Gran Premio del año, en el que la lucha por el campeonato del mundo entre el británico Jenson Button y el brasileño Rubens Barrichello quedó eclipsada.

Después de la gorra de Ferrari, la primera de las muchas que vendrán en un futuro, firmó innumerables tarjetas de Renault que lanzó al aire. Bromas con los compañeros, paciencia para dejarse fotografiar y pulgares en alto.

Aunque ayer no vistió de rojo ya ejerció como ferrarista. "Estoy extremadamente feliz y me ilusiona el reto", dijo el español en su primera y multitudinaria presencia ante la prensa tras el fichaje confirmado el miércoles.

Al poco de comenzar, primera declaración de amor eterno. "Creo que Ferrari será mi último equipo. Quiero acabar ahí mi carrera", deseó, satisfecho por no tener que esperar hasta 2011 para concretar el acuerdo.

Como meta y vara de medir, el alemán Michael Schumacher, que ganó cinco de sus siete campeonatos del mundo vestido de rojo. "Me gustaría ganar tantos títulos como Michael con Ferrari, pero eso es bastante difícil. Tenemos mucho en común: el entusiasmo, la pasión por la competición en la pista", se comparó con el piloto al que derrotó para ganar el título en 2005 y 2006.

Luego las promesas de trabajo continuo y de dar el máximo y un guiño a Felipe Massa, su nuevo compañero. "Tenemos una buena relación. Ambos somos latinos y eso será bueno. Es un piloto rápido y una persona fantástica. Lleva mucho tiempo en Ferrari y me puede ayudar a acomodarme".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios