Alertan de la desaparición de las últimas praderas marinas

  • · Más información: en página 44.

Son las últimas praderas marinas de fanerógamas que quedan en el litoral malagueño y sin embargo el avance imparable del urbanismo amenaza con destruirlas. Un informe de Greenpeace alerta del alto riesgo de desaparición que existe en torno a este hábitat que se concentra, sobre todo, en los fondos marinos de Vélez-Málaga y que aún no tienen ningún grado de protección.

El peligro de que se desaparezcan se basa en el proyecto de ampliación previsto en el puerto de La Caleta de Vélez y que duplicará su tamaño actual, según contempla el Plan de Ordenación del Territorio de la Axarquía. La organización ecologista internacional advierte de que si finalmente se lleva a cabo se creará "una enorme barrera litoral y turbidez en las aguas" que eliminará los parches de praderas de la fanerógama marina costera, una planta habitual en el litoral de la costa oriental de la provincia.

Pero a pesar de que el Ayuntamiento de Vélez-Málaga ha aprobado "sorprendentemente" un acuerdo de medidas urgentes para proteger las praderas marinas que aún quedan en esta zona, Greenpeace critica que la Consejería de Medio Ambiente "no asume sus competencias de protección y no va a tramitar expediente alguno".

Según recoge el informe hecho público ayer, las medidas compensatorias son "papel mojado" ya que consisten en el trasplante de la pradera submarina a otro espacio, lo que se considera una medida "sobradamente probada como ineficaz para las fanerógamas marinas".

Greenpeace asegura que tanto los bosques submarinos de fanerógamas como los bancos de arena donde viven están protegidos en el convenio para garantizar la vida silvestre y del medio natural de Europa y el de protección del mar Mediterráneo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios