Ciedes cifra en 1.000 el déficit de camas de hospital para llegar a la media española

  • La ratio de médicos y enfermeros por habitante en los centros de salud es de las más bajas de Andalucía · Málaga y Almería son las provincias andaluzas en las que más creció la población de 2000 a 2010

A la provincia le faltan 400 camas de hospital para alcanzar la media autonómica y 1.000 para equiparase con el promedio nacional. Es la principal conclusión de un informe de la Fundación Ciedes que no deja bien situada a Málaga en el conjunto de la sanidad andaluza: es la que tiene la peor ratio de camas por habitante de Andalucía, una de las que cuenta con menos médicos y enfermeros en los centros de salud de la región en relación a su población y, para complicar aún más el panorama, la que ha experimentado el mayor crecimiento demográfico de la comunidad autónoma junto con Almería. Además, estos indicadores están elaborados en base a la población empadronada, no a la real, que es aún mayor.

España ya tiene una de las ratio de camas de hospital por habitante más baja de toda la OCDE: 2,33. En Andalucía, en el sistema público, la proporción es aún más baja; de 1,95. Y en Málaga, peor todavía, con 1,71 camas por mil habitantes empadronados, la ratio más baja de la comunidad autónoma. Es el mismo diagnóstico que ya en 2008 hizo CCOO que entonces situó la falta de camas hospitalarias en 659.

El informe de Ciedes presentado ayer sostiene que "Málaga tendría un déficit, en función de su población empadronada de alrededor de 400 camas públicas respecto a la media del conjunto andaluz, siendo este déficit aún mayor con respecto al ámbito nacional, ya que serían necesarias algo más de 1.000 camas para tener una ratio similar al promedio de España". La situación se agravada por la afluencia turística y por la población no empadronada, según el estudio.

Pero además de ser la que proporcionalmente tiene menos camas de hospital, Málaga es de las provincias andaluzas con peor dotación de personal. Por ejemplo, en los centros de salud hay 0,74 médico por 1.000 habitantes. Lo que la sitúa en el peor lugar después de Sevilla con 0,65 y por debajo de la media andaluza de 0,77. La proporción de pediatras por 1.000 habitantes está en Málaga justamente en la media andaluza: 0,14. Aunque solo Granada (0,13) y Huelva (0,09) están peor. En cuanto a la ratio de enfermeros tampoco queda en buen lugar. Málaga, con 0,72 enfermero por cada 1.000 habitante está por debajo de la media andaluza (0,75) y ocupa el tercer peor lugar en la dotación de esta categoría después de Sevilla (0,64) y Granada (0,71).

Menos camas y menos personal que otras provincias andaluzas explican que Málaga sea de las peor paradas en listas de espera de la comunidad autónoma, según el secretario provincial de CCOO, Antonio Herrera, quien presentó el informe con la gerente de la Fundación Ciedes, María del Carmen García, y la directora de estudios socioeconómicos de Analistas Económicos de Andalucía, Felisa Becerra. Los déficits de la sanidad pública provincial se ven agravados por el fuerte incremento demográfico. Según la Fundación malagueña, entre 2000 y 2010 la población creció un 25,86%, el segundo aumento más grande después del de Almería, que fue del 34,22%.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios