La Diputación aprueba sus cuentas con 29,5 millones para inversiones

  • El presupuesto es de 255,4 millones de euros, un 2% menos que en 2011

La Diputación de Málaga aprobó ayer en un Pleno extraordinario su presupuesto para 2012 con los votos a favor del equipo de gobierno del PP y la negativa de PSOE e IU. El presupuesto para este ejercicio es de 255,4 millones de euros, un 2% menos que el año anterior, incluyendo la actividad de organismos autónomos como el Patronato de Recaudación, la Sopde o Emprovima.

Elías Bendodo, presidente de Diputación, señaló ayer que "este es el presupuesto que necesita la institución porque es realista, no engaña a nadie, aumenta la inversión y mantiene la política social". El documento señala que habrá 29,5 millones de euros para inversiones, un 2% más que en 2011, y que el gasto social se eleva hasta los 27,3 millones de euros, haciendo especial hincapié en el apartado de derechos sociales y centros de atención especializada. Se prevé un millón de euros para rehabilitar de una vez por todas el Caminito del Rey o 500.000 euros para equipamientos deportivos.

Los populares aseguran que este presupuesto, el primero que se ajusta a la Ley de Estabilidad Presupuestaria, permitirá cerrar el presente ejercicio con un superávit de 18,9 millones de euros, "el más alto de los cinco últimos años en Diputación". Bendodo no desaprovechó la ocasión para recordar que la situación económica de la provincia y del resto del país "es complicada" y lanzó una pulla a los socialistas al criticar la "herencia económica" que han recibido tanto en la Diputación como a escala nacional.

El Pleno se prolongó durante algo más de una hora marcada por un sinfín de reproches entre el PP y la oposición sobre todo tipo de temas, algunos de ellos que nada tienen que ver con la institución. La portavoz de IU, Antonia Morillas, afirmó que los presupuestos son "ilegítimos", mientras que el portavoz socialista, Francisco Conejo, criticó que se había aprobado la concesión de 41 millones de euros para la concertación y, por ahora, solo se han presupuestado 24.

Los últimos plenos de la institución están siendo animados, al menos, en lo que se refiere a la asistencia de personas. Ayer acudieron a la sesión vecinos de El Burgo para volver a reclamar que se arregle un puente que permanece cerrado desde hace ocho meses y que es el principal acceso al municipio. La diputada de Economía y Hacienda, Francisca Caracuel, afirmó que esta obra, cuyo coste ronda los 300.000 euros, se iniciará en febrero. También se personaron habitantes de Benamocarra para mantener una reunión con Bendodo sobre la polémica de la clausura de un instituto.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios