España despide 2011 con 4.422.359 desempleados y Andalucía se da un respiro

  • Diciembre es el quinto mes consecutivo con repuntes · El país destruye más de 320.000 puestos de trabajo en 12 meses

La tasa de paro repuntó de nuevo en diciembre -van cinco meses al alza- y 2011 cerró con un aumento del 7,86% respecto al año anterior. Con estos datos, el número de parados supera ya los 4,42 millones, una cifra muy alta, la mayor de toda la serie histórica, que, según el ministro de Economía, Luis de Guindos, podría poner en cuestión el Estado de bienestar. Y es que la imparable destrucción de empleo y las escasas contrataciones registradas en 2011 llevarán a la Seguridad Social, a juicio del nuevo Gobierno, a cerrar el ejercicio en números rojos [ver apoyo]. De Guindos, que lidiaba ayer con las presiones de Bruselas para aplicar una subida del IVA, no ocultó su preocupación. El popular se comprometió a enfocar su política económica a combatir esta situación. El desempleo es "la principal lacra social y el principal elemento de vulnerabilidad del país", aseguró, y por ello "el objetivo fundamental y prioritario" será "volver a la creación de empleo".

Por el momento, los datos del año pasado pintan un horizonte muy oscuro en materia laboral. 1.897 personas se apuntaron a las oficinas de los servicios públicos de empleo -antiguo Inem- en diciembre, lo que supone un incremento del 0,04% respecto al mes anterior. El dato contrasta, sin embargo, con el de diciembre del año pasado, cuando el desempleo bajó en 10.221 personas. Se trata de la quinta subida consecutiva, lo que sitúa a 2011 como un año especialmente complicado. En los últimos doce meses se han destruido más de 320.000 puestos de trabajo, unos 900 al día.

Una lacra que se ha cebado, especialmente, con las mujeres, cuya tasa de desempleo ascendió un 8,1% frente al 7,6% de los hombres. Por edades, la subida se concentró principalmente en los mayores de 25 años, aunque también atacó, de una manera muy directa, a los más jóvenes: 26.787 menores de 25 años perdieron su puesto de trabajo. El sector más perjudicado fueron los servicios, cuya tasa de paro anual ascendió un 10,1%. Un porcentaje muy alto pero que podría haber sido mayor. El mes de diciembre supuso una pequeña tregua y el número de desempleados descendió un 12,46% respecto al mes anterior. Otro de los más afectados fue la construcción, que se ha mantenido en el centro de la diana desde que comenzó la crisis. El número de parados en este sector registró un incremento muy similar al de 2010, en torno al 3%.

La otra cara de la moneda es la de las contrataciones, que experimentaron una tímida subida del 0,1%. Sin embargo, de todos los contratos formalizados durante 2011, sólo el 7,7% fueron indefinidos, lo que supone un descenso de casi el 10% respecto al año anterior. Por otra parte, Andalucía cerró el año 2011 con 969.152 parados inscritos en las oficinas del Servicio Andaluz de Empleo, un 7,21% más (65.153 personas) que en 2010, según los datos del paro difundidos por el Ministerio de Empleo y Seguridad Social. Sin embargo, el desempleo registrado en las oficinas del SAE bajó en diciembre en 13.325 personas (1,36%) respecto a noviembre tras cuatro meses consecutivos de alza.

Por sectores, el paro descendió en diciembre en la agricultura (9,02%) por la recogida de la aceituna en la provincia de Jaén, en el colectivo sin empleo anterior (2,92%) y en el sector servicios (1,66%) por la campaña de Navidad, mientras que aumentó en construcción (1,66%) e industria (0,82%). En comparación anual, el paro creció en todos los sectores, especialmente en la agricultura (11,65%), en el colectivo sin empleo (9,98%) y en los servicios (8,21%).

Por provincias, el paro creció en términos interanuales en Granada (9,96%), Jaén (9,05%), Sevilla (8,93%), Huelva (8,54%), Córdoba (6,26%), Málaga (6,14%), Cádiz (5,68%) y Almería (3,96%).

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios