El PTA acogerá un gran circuito de pruebas para vehículos sin conductor

  • El proyecto es impulsado por la empresa alemana Dekra, que adquirió la malagueña AT4 Wireless

  • La iniciativa afecta a varios viales del parque, que tendrán que ser cortados

Suelos de Arraijanal en los que se levantará la ciudad deportiva del Málaga. Suelos de Arraijanal en los que se levantará la ciudad deportiva del Málaga.

Suelos de Arraijanal en los que se levantará la ciudad deportiva del Málaga.

El Parque Tecnológico de Andalucía de Málaga va a acoger a lo largo de los próximos años un ambicioso proyecto de investigación impulsado por la empresa alemana Dekra, que se hizo con la propiedad de AT4 Wireless, para el desarrollo de vehículos sin conductor. Para avanzar en este objetivo, la multinacional contará previsiblemente mañana mismo con la licencia de obras necesaria para dar forma a un gran circuito de pruebas en la tecnópolis, que incluirá varias calles del recinto y suelos anexos de la zona de ampliación.

Según el expediente que será objeto de análisis en el consejo de Urbanismo, la intervención para la que se solicita permiso se divide en dos fases, contemplando la primera de ellas los viales necesarios, cuatro boxes (del edificio inicial que albergaba un total de 9) y zona de túnel, mientras que en la segunda se concentra la ejecución de un laboratorio, oficinas y el resto de módulos de boxes. El coste de los trabajos proyectados asciende a unos 230.000 euros, con un plazo de ejecución de tres meses y una autorización máxima para las instalaciones provisionales que podría alargarse hasta cuatro años.

Si bien desde Deckra se elude entrar en detalle sobre el proyecto a desarrollar, Fernando Hardasmal, uno de sus directivos, destacó la envergadura de la iniciativa y el valor de que se otorgue la licencia solicitada, ya que la misma abrirá la puertas a las inversiones necesarias para poner en marcha la iniciativa. "Es un proyecto singular que se desarrolla parcialmente en Málaga y otra muy importante en Alemania; es tremendamente innovador", apostilló.

Conforme a la literalidad del expediente urbanístico el objeto de la petición es ejecutar de forma temporal "unas instalaciones que por una parte usan parte de los viales existentes en una zona del PTA y, por otra, se realizan nuevas instalaciones para ejecutar viales de nueva disposición para realizar pruebas y simulación de edificios, árboles, túneles y otros elementos urbanos y paisajísticos con vehículos experimentales". Y ello incluye dos conjuntos de edificios modulares prefabricados para el control de las pruebas, oficinas, laboratorio y boxes de pruebas, con una altura máxima cercana a los 13 metros.

El circuito diseñado se ubicará sobre parte de los viales Bulevar Margarita Salas, 26, calle Pierre Laffite y calle Bill Gates, a los que se añadirán nuevos viales en parcelas localizadas en la expansión del parque, pero fuera del suelo urbano. Según las determinaciones fijadas por el área de Movilidad, la calle Bill Gates se cerrará al tráfico rodado en el tramo comprendido entre la Avenida Alcalde Pedro Aparicio y la calle Pierre Laffite. El corte afectará también a esta última vía entre la calle Bill Gates y la finca en la que se encuentra el Centro Andaluz de Innovación, de manera se permitirá el acceso vehicular a la finca ya que actualmente hay un acceso a una zona de aparcamiento. La afección a la circulación se extenderá parcialmente al bulevar Margarita Salas.

En cualquier caso, siempre se tendrá que garantizar el acceso a los vehículos de emergencias a la zona a de ensayos, que deberá estar circundada por una valla perimetral. Una vez concedida la licencia, condicionada al cumplimiento de una serie de exigencias, la solicitante dispondrá de un máximo de seis meses para iniciar los trabajos de ejecución de las instalaciones.

Este proyecto puede sumarse al que a principios de año anunciaron los responsables de la Dirección General de Tráfico (DGT) en Málaga y del Ayuntamiento de la capital para poner en marcha un proyecto piloto para lograr la circulación de autobuses sin conductor dentro del espacio del PTA. La finalidad es que los usuarios de los autobuses de la Empresa Malagueña de Transportes (EMT) que llegan hasta el parque puedan luego subirse a estos vehículos eléctricos, que utilizarían un sistema de guiado automático para moverse por el interior del campus empresarial.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios