"Al abrir la puerta del archivo, allí estaba ella; fue un flechazo"

La económica

Para Eugenio Chicano la Sociedad Económica de Amigos del País, en la calle Compañía, es un lugar con "un significado grandísimo", ya que desde pequeño ya acudía a ella por la cercanía con la Escuela de Bellas Artes, de hecho recuerda que lo colaban para que pudiera visitar las exposiciones con desnudos, prohibidas para los niños. Pero más allá de su niñez, fue en ese mismo lugar donde conoció al amor de su vida, Mari Luz Reguero, actual concejal del PSOE, con la que lleva 22 años casado.

"Al abrir la puerta del archivo, allí estaba ella; fue un flechazo", recuerda Chicano sobre la primera vez que la vio, momento desde el que prácticamente establecieron una solida relación. En el año 1985, después de que Chicano ya fuera un pintor de cierto renombre en el extranjero, con exposiciones de gran repercusión, viajó desde Italia a Málaga para realizar su primera muestra en la capital, justo en la Sociedad Económica de Amigos del País, donde trabajaba Mari Luz como bibliotecaria. Además, en esa misma visita se entrevistó con el entonces alcalde de la ciudad, Pedro Aparicio, y éste le habló de la compra de la casa de Picasso y de la posibilidad de que él fuera su director. Así que de vuelta para Italia "llevaba dos cornadas profundas", asegura el pintor. Por un lado, su primer encuentro con la que años más tarde se convertiría en su mujer y por otro el ilusionante proyecto de la Casa Natal de Picasso.

De su primer encuentro con ella aún recuerda sus ojos macarenos, "cuando la vi, me dio un zarandeo tremendo", comenta. Y ya en su corta estancia en la capital antes de regresar a Italia, descubrió que era "una niña encantadora, intelectual, sabia, vitalista". Prácticamente se le agotan los elogios para describirla, es tal la admiración que siente por ella que se le nota en una simple mirada. La llama niña porque él es 20 años mayor que ella, pero como queda demostrado con su historia de amor la edad no ha supuesto impedimento alguno.

Una vez que regresó a Italia, las cartas y las llamadas entre ambos empezaron a ser constantes. Chicano fue descubriendo la pasión de Mari Luz por el arte, la arquitectura, la ciudad,... y pronto comenzaron su historia juntos. "Fue muy feliz empezar a construir una vida juntos", asegura sobre su vuelta a la ciudad con ella. Poco después de la inauguración de la Casa Natal de Picasso en 1988, Chicano y Mari Luz contrajeron matrimonio y hoy día mantienen una relación solida, basada "en el respeto mutuo", que según lo interpreta el pintor lleva aparejado unos valores recíprocos que son "amor, confianza, admiración, lealtad...". "Los pintores nos pasamos días solos, creando, y con ella me siento valorado, protegido; Mari Luz valora y reconoce mi obra", comenta Chicano.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios