El buque apresado iba a distribuir hachís por costas de España e Italia

  • La ruta del Mediterráneo oriental es usada por redes de África para llevar droga

La Guardia Civil sospecha que la ruta que seguía el buque con 15.700 toneladas de resina de hachís tiene su origen en organizaciones del norte de África, cuyo fin era pasar esta droga a otros barcos más pequeños para que lo distribuyesen por las costas españolas e italianas. Fue el domingo cuando la Agencia Tributaria y la Guardia Civil interceptaron, a 45 millas al sur de Málaga, un mercante de 85 metros de eslora, de bandera de la República Democrática del Congo y se detuvo a los nueve tripulantes. La operación Urca, llevada a cabo por Vigilancia Aduanera de Málaga de la Agencia Tributaria y del EDOA de la Guardia Civil de Alicante, arrancó cuando las autoridades policiales francesas alertaron a través de Europol y del Centro de Inteligencia Contra el Terrorismo y el Crimen Organizado (Citco) y apoyo de los centros europeos de Inteligencia MAOC-M y Ceclad de la posible implicación de la embarcación Just Reema en una operación de tráfico de hachís.

Así, se inició un operativo aeronaval para localizar la embarcación y el domingo fue localizada por medios aéreos a unas 50 millas náuticas al sur de Málaga, navegando con rumbo hacia el Mediterráneo oriental. Participaron los patrulleros de Guardia Civil Rio Miño y Rio Abra y por parte de Vigilancia Aduanera el patrullero X aniversario y el helicóptero Argos I. Al realizar el control del barco los funcionarios de Vigilancia Aduanera y de la Guardia Civil descubrieron 1.500 toneladas de sal a granel.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios