La calle se disfraza con Don Carnal

  • La crisis obliga a reducir el número de carrozas en el gran desfile de Carnaval que se celebró ayer

Comentarios 2

La crisis económica también ha hecho mella en los bolsillos de los organizadores del gran desfile de Carnaval que impregnó ayer de fiesta las principales calles de la ciudad. Con menos carrozas de lo habitual y con más sencillez en el vestuario, la cabalgata consiguió un año más dibujar sonrisas en las caras de los cientos de malagueños que se echaron a la calle para acudir a la cita de Don Carnal.

El buen tiempo acompañó y la fiesta invadió el centro de la ciudad que alcanzó un lleno hasta la bandera. Los dioses y diosas del Carnaval abrían el vistoso desfile que partió puntual desde la Avenida de Andalucía. Le seguían una docena de carrozas en los que no faltaron los payasos, los piratas, algún que otro vikingo y los personajes de los cuentos infantiles más conocidos. Tampoco quisieron perderse la fiesta los diez grupos de animación que formaban el desfile y que en su mayoría eran grupos de extranjeros de países de Sudamérica con una amplia tradición carnavalera.

Donde no encontró un amplio respaldo el desfile fue en el público. Pocos disfraces se vieron fuera de la cabalgata, salvo los más pequeños. Aún así, el presidente de la Fundación Ciudadana del Carnaval, Miguel Ángel Crespo, se mostró satisfecho con la participación de este año y agradeció a todos su colaboración.

Pero para motivar a la gente que se implique en la celebración de esta fiesta y se disfrace para darle color a las calles, explicó que se han mantenido varias reuniones con el área de Comercio del Ayuntamiento de Málaga y la Asociación de Empresarios Hosteleros de la capital (Aehma) para lograr fomentar que la gente se disfrace gracias a la organización de fiestas en los bares de copas del centro histórico.

Y, al parecer, ya hay algunos que se han mostrado interesados con la propuesta.

Después del gran desfile -que este año como curiosidad tuvo que terminar en la Plaza del Carbón en lugar de en la Plaza de La Merced como consecuencia de las obras que se están llevando a cabo en el entorno- los amantes del Carnaval pudieron seguir disfrutando de la fiesta con la actuación de los grupos de canto.

La semana estará plagada de actos con motivo del Carnaval hasta el tradicional entierro del boquerón. Aún queda tiempo para la diversión.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios