La construcción sigue en caída libre y sólo se proyectan 1.600 pisos en tres meses

  • El número de viviendas visadas ha descendido un 62,3% en la provincia en el primer trimestre · La capital, por su peso, y Rincón, por la aprobación del PGOU, lideran la tabla

Siempre se puede caer más bajo. Es el lema de todo pesimista y el leitmotiv del sector inmobiliario en la provincia en los últimos meses. Los datos oficiales del Colegio de Arquitectos de Málaga sobre el visado de viviendas correspondientes al primer trimestre del año suponen una vuelta de tuerca más a un segmento de negocio ya de por sí muy tocado. Entre enero y marzo se proyectaron en la provincia 1.641 viviendas, lo que supuso un descenso del 62,3% respecto al mismo periodo del año anterior.

Hay varias lecturas llamativas. La primera es que, pese a la demanda, el número de viviendas de protección oficial que los promotores prevén levantar es paupérrimo. Sólo se han visado 282 en tres meses y en sólo cinco municipios: Málaga, Alhaurín de la Torre, Villanueva de Algaidas, Benahavís y Vélez Málaga.Del resto de localidades nada se sabe, o al menos, el Colegio de Arquitectos no tiene constancia oficial de ningún nuevo proyecto. La segunda lectura es que el número de viviendas visadas de régimen libre también se ha desplomado, en este caso, un 62,9%, y la tercera es que, de seguir esta tendencia y hay que tener en cuenta que el trimestre de junio a agosto es casi inhábil, no se llegarían a visar ni 6.000 viviendas en todo el año, menos de la mitad de las viviendas que se visaron en 2008, que fue el peor año, con mucha diferencia de la última década.

Si se hace un análisis de los datos por municipios se puede apreciar que la caída es generalizada. Entre las grandes localidades de la provincia sólo Nerja, con un fuerte incremento del 126% pero con muy pocos proyectos, y Alhaurín de la Torre presentan incrementos. En general, Málaga capital, por su peso aunque no alcanza ni el medio millar de visados en tres meses, y Rincón de la Victoria, que es la única localidad que ha aprobado su Plan General de Ordenación Urbana, son los que presentan un mayor número de viviendas visadas. Especialmente curiosos son los casos de Torremolinos y Estepona ya que, entre los dos, sólo presentan 10 viviendas en proyecto.

José Prado, presidente de la Asociación de Constructores y Promotores de Málaga (ACP), se ríe cada vez que se le pregunta por la evolución de las viviendas visadas. Pero lo hace porque su carácter es jovial o, dicho de otra forma, por no llorar. Prado señaló ayer, una vez conocidos los datos, que “el mercado casi ha desaparecido” y no entiende cómo es posible que se haya estancado tanto la demanda. “Lo normal es que en Málaga se demanden unas 20.000 viviendas al año entre nuevos matrimonios, divorcios, extranjeros que deciden venirse a vivir a Málaga, etcétera pero ahora no hay nada”, afirma, a la vez que explica que “tenemos 20.000 viviendas en stock y así ningún promotor va a iniciar nuevos proyectos”.

El presidente de los promotores apunta que “todo el mundo está a la expectativa de ver qué pasa con la economía y mientras se pierda la confianza no hay nada que hacer porque la gente le ha cogido miedo a gastar y la vivienda es uno de los bienes más importantes en la vida”. Prado también denunció la “espiral trágica y perversa” en la que se encuentran las empresas que “no recibimos créditos y tampoco se los dan a nuestros clientes”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios