Los estudiantes reanudan el 4 de marzo las movilizaciones contra el plan Bolonia

  • El Sindicato de Estudiantes reclama un plan de choque en apoyo de la educación pública

Los estudiantes retoman las movilizaciones contra el plan Bolonia y en defensa de la educación pública. El Sindicato de Estudiantes ha convocado una huelga para el próximo 4 de marzo en la que comparten protagonismo con las enseñanzas universitarias las reivindicaciones para educación obligatoria, el bachillerato y la formación profesional.

La organización sostiene, como ya hiciera en las movilizaciones del año pasado, que el plan Bolonia o Espacio Europeo de Educación Superior es un mero "catálogo de medidas para privatizar la universidad pública y su nueva estructura (con los grados y postgrados) está destinada a expulsar a los hijos de los trabajadores de la universidad", porque entienden que estos títulos se encarecerán hasta alcanzar los 3.000 euros y que serán las grandes empresas las que determinarán las carreras y contenidos que se impartirán en las aulas.

Además, critican que el Gobierno pretende sustituir las becas de postrado por préstamos bancarios por lo que, concluyen , "en lugar de una beca, Bolonia te ofrece una hipoteca". En este sentido exigen que se pase de un 15% de alumnos becas al 40%. También proponen desmasificar las universidades públicas con la creación de 250.000 nuevas plazas.

Además, reclaman que se retire el decreto que "endurece" la selectividad, así como una política que dignifique la formación profesional, la creación de 70.000 nuevas plazas de grado medio y 50.000 de grado superior, además de otras 6000.000 puestos educativos en educación infantil.

El sindicato cree que la educación pública necesita un plan de choque a cuatro años que valora en 29.000 millones de euros.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios