Los pantanos ganan en 12 horas el agua de más de seis meses de consumo

  • Todas las presas, excepto La Viñuela, están aliviando agua por el riesgo de desbordamiento

Los pantanos de la provincia de Málaga no dan abasto para recoger tanta lluvia y a pesar de que todos, excepto La Viñuela, llevan varios días desembalsando agua para no desbordarse su nivel crece a un ritmo vertiginoso. La prueba está en que en tan sólo doce horas han ganado el equivalente a lo que una ciudad como Málaga consume en más de seis meses. O, lo que es lo mismo, algo más de 24 hectómetros cúbicos que elevan ya los recursos hídricos almacenados a los casi 548 hectómetros cúbicos.

Una cantidad que hacía más de 13 años que no se había alcanzado y que sitúa a los siete embalses malagueños al 90% de su capacidad. La Agencia Andaluza del Agua mantiene abiertas las compuertas de todas las presas menos de La Viñuela, que se encuentra todavía al 70% de su capacidad, por el inminente riesgo que corren de que se desborden. El pantano de La Concepción ya no da más de si y, según confirmó ayer a este periódico la Delegada provincial de Medio Ambiente, Remedios Martel, desde el domingo está aliviando una media de 150 metros cúbicos por segundo, sin contar con el agua que no está entrando de sus tres principales afluentes el Guadalmina, Guadalmansa y Guadaiza. Este último se desbordó ayer después de que cayeran más de cien litros por metro cuadrado en un sólo día en esta zona.

También hubo que desembalsar agua en los tres pantanos del Guadalhorce. Y eso a pesar de que el río se había desbordado en su parte intermedia. Pero, según Martel, "no hubo más remedio para mantener los niveles de seguridad de las presas".

En Casasola, las compuertas permanecen abiertas desde el domingo con una cantidad media de evacuación que ronda los 50 metros cúbicos por segundo. La presa del Limonero apenas está soltando unos cinco metros cúbicos por segundo, pero las intensas lluvias que han afectado a la capital ha hecho que el río baje con un imponente caudal a su paso por el casco urbano.

La Agencia Andaluza del Agua extremará las precauciones durante toda esta semana para regular la cantidad de agua que entre en los pantanos malagueños debido a que las previsiones apuntan a que continuará lloviendo. De momento, las presas se mantendrá con las compuertas abiertas por razones de seguridad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios