El Ayuntamiento ordena la prescripción de más de un millón de euros de deudas

  • El concejal de Hacienda afirma que la acumulación de impagos "fue una práctica habitual durante las anteriores corporaciones"

Más de un millón de euros de facturas reclamadas al Ayuntamiento de Estepona entre 1989 y 2003 pasarán a mejor vida. El Consistorio ha ordenado su prescripción y por lo tanto sociedades, particulares y colectivos sociales tendrán que olvidarse de cobrar las cantidades que la administración local les debe.

Según explicaron desde el equipo de gobierno, la ley vigente establece que no pueden abonarse estas cantidades porque las facturas prescriben a los cuatro años. El edil de Hacienda, Manuel Aguilar, señaló que la acumulación de impagos "fue una práctica habitual durante las anteriores corporaciones, lo que dio lugar a que el Ayuntamiento heredase en junio de 2011 unos números rojos de más de 300 millones de euros". Así, unos 204 acreedores comprobarán como 24 años después, en algunos casos, sus facturas salen a la luz aunque no para ser cobradas.

Entre las cantidades que se eliminarán de la contabilidad municipal hay de todo. Desde un céntimo reclamado por un vecino a 242.000 requeridos por una promotora. En medio de ambas cifras se pierden los 12.000 euros que corresponden a Aprona, los 25.000 de la banda municipal de música y los 48.400 de la empresa pública de aguas dependiente de la Mancomunidad, Acosol. También desaparecerán los 11.100 euros reclamados por tres comunidades de propietarios en las que el Ayuntamiento tiene o ha tenido oficinas, así como los 10.800 euros exigidos por la Sociedad General de Autores y 132.289 euros correspondientes a facturas de bancos y cajas de ahorros.

La cantidad que el Ayuntamiento pretende anular de la contabilidad municipal asciende a 1.039.409 euros y afecta a 204 acreedores, entre ellos el alcalde, José María García Urbano, a quien el Consistorio que él preside le dejará a deber 294,87 euros.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios