Strauss-Kahn dice que no sabía que a sus orgías iban prostitutas

  • Varias manifestantes de la organización feminista se han lanzado con el torso desnudo sobre el vehículo que llevaba al ex director del FMI al juzgado.

Comentarios 12

Dominique Strauss-Kahn aseguró este martes que no tenía conocimiento de que fueran prostitutas las mujeres que acudían a las orgías que le organizaban unos amigos cuando era director gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI). Strauss-Kahn, que empezó a declarar ante el Tribunal Correccional de Lille que lo juzga, junto a otras 13 personas, por proxenetismo, negó que en esas orgías se diera "una actividad desenfrenada", como se desprende del acta de acusación.

El principal elemento de acusación contra el exministro socialista francés son los testimonios de las prostitutas, que afirman que sí sabía ellas estaban allí por dinero, y que no podía ignorarlo, entre otras cosas teniendo en cuenta las prácticas que se daban, próximas al bestialismo.

Una de ellas -Mounia- contó ante los jueces -según el relato de France Info- cómo se desarrolló una de esas juergas sexuales en un hotel de París, cómo subió a la habitación en la que le esperaba Strauss-Kahn (conocido por sus iniciales DSK), así como la "brutalidad" de la relación que mantuvieron -que admitió que fue consentida-, y cómo estuvo llorando. "Mostré reticencias con gestos" porque "no quería esas prácticas", precisó la exprostituta, que cuando le preguntaron por la reacción de DSK señaló: "Lo que me marcó fue su sonrisa".

Mounia, que es una de las prostitutas que se ha constituido en acusación particular en este proceso abierto el pasado día 2, admitió que durante ese encuentro no se habló de dinero ni de su tarifa. BFM TV destacó que DSK se mostró muy tranquilo durante su interrogatorio, dueño de la situación, y que señaló haber participado en una docena de orgías durante tres años, pero que en ningún momento supo que las mujeres acudieran por dinero.

A su llegada, tres activistas de la organización femenista Femen se han lanzado sobre el coche del ex director gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI). Las manifestantes iban con el torso desnudo con mensajes pintados en negro se han abalanzado sobre el coche de Strauss-Kahn antes de que varios agentes de la Policía les cogieran y se las llevaran de allí. Strauss-Kahn ha comparecido ante el juzgado por una acusación que salió a la luz después de que fuera acusado de violación por una empleada de un hotel en Nueva York en 2011, una acusación que fue finalmente retirada.

En este caso, Strauss-Kahn, de 65 años, está acusado de fomentar fiestas con prostitutas entre 2008 y 2011 en la ciudad de Lille, en el norte de Francia, en Washington D.C., Bruselas y París. Los abogados de Strauss-Kahn reconocen que su cliente participó en fiestas sexuales pero argumentan que no sabían que las mujeres eran prostituas, por lo que rechazan los cargos de proxenetismo "con circunstancias agravantes" que se le imputan.

Strauss-Kahn, que mantiene que su carrera política está terminada, afronta una pena de hasta diez años de prisión y una multa de hasta 1,5 millones de euros en caso de ser condenado. Los magistrados que han llevado a juicio este tema sostienen que los cargos de proxenetismo se aplican a este caso en Francia porque se refiere a las actividades relacionadas con promover la prostitución. En el caso de Strauss-Kahn, argumentan que permitió que su apartamento de alquiler fuera usado para fiestas sexuales con prostitutas y que se realizaran para su propio beneficio.

Además, la acusación contempla que no pagó él a las prostitutas y se benefició de las actividades de prostitución en su vivienda. El juicio comenzó la semana pasada. Strauss-Kahn responderá este martes por primera vez a la declaración de dos exprostitutas que dicen haber participado en las orgías.

En total, hay catorce personas acusadas el caso Carlton, llamao así por el hotel de Lille en el que se inició la investigación sobre las orgías. Las acusaciones de la empleada del hotel de Nueva York en 2011 impidieron a Strauss-Kahn presentarse para optar a liderar la candidatura del Partido Socialista en las elecciones presidenciales de 2012, que ganó su compañero de partido François Hollande, frente al entonces presidente del país y candidato conservador, Nicolas Sarkozy.

Strauss-Kahn fue ministro de Finanzas a finales de 1990 y pasó a dirigir el Fondo Monetario Internacional (FMI) en 2007. Después de la retirada de los cargos por el caso del hotel de Nueva York, llegó a un acuerdo con la empleada del hotel, Nafissatou Diallo, para que retirara su denuncia por la vía civil. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios