¿Quién es Saul?

  • AMC estrena en EEUU la precuela de 'Breaking Bad', 'Better call Saul', que llega también a Movistar Series.

Comentarios 1

Walter White, con las sospechas malignas de Heisenbengerg asomándole por las solapas, acumulaba tanto dinero metaanfetamínico en el colchón que necesitaba un asesor, alguien que blanqueara y diera destino a su pequeño emporio de la droga con sus pingües resultados. El abogado sagaz y cretino, conocedor de todas las puertas falsas y conseguidor de todos los imposibles, encarnado por Bob Odenkirk, fue uno de esos personajes que hicieron crecer a Breaking bad, desde sus primeros spots televisivos en los que pronunciaba su ya famoso lema: "Better call Saul". Lo que hizo Heisenberg. Llamar a este picapleitos. Y el productor ejecutivo Vince Gilligan ha tomado la frase de ese reclamo para crear la precuela de los bajos fondos del caluroso Albuquerque. ¿De dónde sale Saul?

La cadena estadounidense AMC estrena esta noche el primer capítulo de una ficción esperada por su significado y por lo que significó Breaking bad. Ahora es el turno del abogado de White cuando era un pipiolo en el gremio y tuvo que madurar a base de encontronazos, amenazas y ser más listo que sus clientes más villanos. Así se atisba en el capítulo piloto de Better call Saul, un cúmulo de paralelismos y parecidos con White, que de ser un infeliz profesor de química fue involucionando hasta convertirse en un capo siniestro, como bien cantaban los corridos mexicanos.

Saul Goodman ya tiene su propia serie y las brújulas apuntan con la aguja hacia la misma contracorriente de Heisenberg. Seguro que Gilligan y Peter Gould tienen otras cartas para jugar en esta partida del abogado que se emplaza en el año 2002, seis años antes del inicio de Breaking Bad. Por entonces no existe Goodman, sino un tal Jimmy McGill. Los diez episodios de la serie irán develando cómo McGill termina siendo (empieza a terminar siendo) Goodman, con ese apellido tan irónico. Mañana será el turno para verla en España, en Movistar Series. El servicio a la carta de la plataforma de pago estrena ese primer episodio, Uno; y el martes, el segundo, Mijo. En martes sucesivos incorporará los capítulos, uno por semana, hasta completar esta primera temporada que tendrá continuidad. En principio no hay lugar para una aparición de Walter White, ni de su escudero Jesse, aunque más adelante no se descartaría al menos un cameo. El actor Bryan Cranston está encantado con dar vida así, de forma esporádica, a su experto químico tal como sucedió en un anuncio en la pasada Super Bowl.

"Better Call Saul es ante todo una serie, no el nombre de un personaje. La ropa que viste Saul y la que vestía en Breaking Bad, su oficina, su forma de pensar... todo fue creado de una forma muy consciente. Ahora conoceremos quién es realmente", adelanta el actor Bob Odenkirk. El coprotagonista de Fargo no había visto Breaking bad cuando se sumó a la serie. Ahora ha construido su interesado personaje desde atrás, cuando no se plantea ser el testaferro de lo peorcito de la urbe de Nuevo México, de donde surgió una de las grandes obras de la televisión de todos los tiempos.

En la ciudad de Los Pollos Hermanos vuelve el dinero negro, los crímenes sucios y la indumentaria limpia de McGill. Del futuro Goodman. Gilligan nunca deja las cosas al azar. Y en la precuela parece que tampoco.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios