Jiménez Barrios asegura que será muy difícil sustituir el liderazgo de Díaz

  • El presidente en funciones de la Junta ha dicho que la previsión es que ocupe el cargo al frente del Gobierno andaluz cuatro o cinco semanas.

Comentarios 3

El presidente en funciones de la Junta, Manuel Jiménez Barrios, que ha participado este viernes en Chiclana de la Frontera en su primer acto como máxima autoridad andaluza, ha asegurado que "es muy difícil sustituir a la presidenta de la Junta, Susana Díaz, aunque sea en funciones y durante un periodo corto".

Para Jiménez Barrios, esta dificultad se debe a que la presidenta andaluza "ejerce un liderazgo muy potente y que irradia ese liderazgo". El presidente en funciones ha declarado a los periodistas que la previsión es que Susana Díaz esté de baja "cuatro o cinco semanas" aunque "dependerá, lógicamente, de los deseos de la propia madre, que tendrá que compaginar este feliz acontecimiento con lo que es su deseo de seguir al frente de Andalucía". En cualquier caso, ha aclarado que "ella no va a dejar de estar al frente de la nave" sino que estará "al corriente de todos los asuntos dando su opinión, impulso y energía, que es mucha".

El máximo responsable del Gobierno Andaluz ha aprovechado su comparecencia para dar las gracias "públicamente en nombre de la presidenta" a todas las "personas, responsables políticos, las asociaciones, a las instituciones y a la gente que ha trasladado formalmente su felicitación" porque "han sido múltiples". Esto ejemplifica, en su opinión, "el afecto que se le tiene a la presidenta de la Junta de Andalucía y que tampoco es frecuente que una presidenta de a luz".

Jiménez Barrios ha asegurado que este período hay que tomárselo "con mucha tranquilidad y normalidad". "Normalmente yo preparo los Consejos de Gobierno todos los lunes antes de que se celebren" y ahora, ha manifestado, "me tocará presidir los que se celebren el martes 24 y el 27 de agosto".

El responsable autonómico considera que "el comienzo del Gobierno ha sido muy fuerte, muy potente" con proyectos como la Ley de retracto para los desahucios, la Ley Hipotecaria para el Consejo Arbitral de Consumo, el B1, las becas para los diplomas que acrediten la obtención de los idiomas, las tasas universitarias, el blindaje de la Ley de Servicios Sociales". "Yo he leído con agrado como el Partido Popular decía que el Gobierno había arrancado muy fuerte", ha apostillado.

Jiménez Barrios cree el nuevo Ejecutivo andaluz "es un Gobierno que ha suscitado mucha expectación, hay un nivel muy potente en los consejeros y las consejeras y se está viendo en las comparecencias ante el Parlamento de Andalucía que hay una canasta o un cesto de iniciativas muy potentes". En este sentido, ha anticipado que a partir de septiembre vendrán "muchas iniciativas" como las relativas a la Ley de la Transparencia. Sobre ella ha dicho que "ha abierto un camino muy importante para lo que significa el antídoto contra la corrupción" y que con el Consejo de la Transparencia se formulará "la posibilidad de que el Parlamento elija a un responsable que velará por el cumplimiento de la Ley de Transparencia y que puede incluso sancionar a aquellos que no hagan lo que dice la Ley que es dar la información a los ciudadanos cuando la soliciten". "El cambio de cultura va a ser brutal. La Administración va a dejar de ser la depositaria de la información para pasar ese derecho a las ciudadanos" y "como siempre Andalucía está a la vanguardia", ha añadido.

En cuanto a la iniciativa de Podemos para que los parlamentarios andaluces renuncien a sus dietas en agosto por la inactividad de la Cámara, ha señalado que "eso debió haberse contemplado al inicio del proceso parlamentario" por lo que cree que "hay que dejarlo en ese debate porque "he visto como el resto de las fuerzas políticas no aceptaron la propuesta de Podemos".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios