Rodaje, derrota y poco más

Miércoles algo diferente para un Málaga que pasó todo el día en Marbella, con una primera sesión de entrenamientos matinal y un partido amistoso a puerta cerrada contra el CSKA Moscu en las instalaciones del Marbella Football Center. El encuentro ni siquiera fue emitido por la televisión del conjunto moscovita, a petición del cuerpo técnico malaguista.

Para esta particular jornada de convivencia, Javi Gracia tiró de algunos jugadores del filial para completar el equipo y también darle algunos minutos a los canteranos elegidos. Iván Rodríguez, Nwakali, Rufo, Mula, Alberto López y el juvenil Luis Muñoz fueron los futbolistas con los que contó el técnico navarro para el entrenamiento de la mañana y el posterior encuentro.

Los malaguistas cayeron derrotados contra un conjunto ruso que salió de inicio con su once de gala. Por su parte, Gracia optó por repartir minutos entre los menos habituales, casos de Ochoa, Rescaldani, Luis Alberto o Filipenko, y dar la oportunidad de recuperar ritmo a un Amrabat que se perdió la cita del Camp Nou por sanción y que podría volver a la titularidad ante el Getafe. También hubo oportunidades para los canteranos, que fueron entrando gracias al ilimitado carrusel de cambios pactado por ambos entrenadores antes del encuentro.

El choque se decidió con un tanto de Dzagoev, que desniveló la balanza a la media hora de partido. El internacional ruso remató a placer un buen centro al segundo palo. El resto del choque no dejó demasiados detalles. Muchas imprecisiones por parte de ambos equipos, que acabaron firmando el 0-1. Hoy, vuelta a la normalidad para terminar de preparar el importante duelo contra el Getafe.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios