Málaga

Malaga explora la compra de suelo logístico para activar el sector

  • Urbanismo quiere abrir un concurso para adquirir entre 150.000 y 200.000 metros cuadrados

Infografía del futuro centro logístico en Intelhorce. Infografía del futuro centro logístico en Intelhorce.

Infografía del futuro centro logístico en Intelhorce.

El Ayuntamiento de Málaga está explorando la posibilidad de abrir un concurso mediante el que comprar suelo de uso logístico en la ciudad. Un movimiento con el que, según confirmó el concejal de Ordenación del Territorio, Raúl López, se busca reactivar un sector en el que se observa “cierta parálisis”. A la espera de que se concreten los detalles finales, la previsión es que la adquisición sea por entre 150.000 y 200.000 metros cuadrados.

El edil expuso que con esta acción sería el Consistorio el que directamente se encargaría de la tramitación urbanística de los terrenos, pudiendo, una vez completado el proceso, ponerlos en carga con carácter finalista. "Es verdad que hay empresas que quieren suelo de este tipo, pero lo quieren con el trámite ya realizado", señaló López.

De acuerdo con lo apuntado, los técnicos del departamento se encuentran ahora dando forma al contenido del futuro pliego de condiciones que regirá esta operación. Preguntado por la inversión contemplada, apuntó que dependerá del valor que puedan ofertar los propietarios interesados en optar a esta fórmula. Sí defendió la necesidad de que las pastillas o pastilla que se pongan sobre la mesa tengan "ciertas peculiaridades", como el de la localización, cercana a buenas comunicaciones.

Con esta actuación, el Ayuntamiento busca poner su particular granito de arena en un momento en que "hay mucho suelo parado". Y ello a pesar de que en los últimos años se han activado importantes operaciones de carácter empresarial para la instalación de plataformas logísticas. Un ejemplo claro es el de la empresa aragonesa Montepino, que tramita desde hace meses la ordenación de un suelo situado en la antigua Intelhorce, en las proximidades de la actual fábrica de Mayoral, donde se prevé una edificabilidad de 50.000 metros cuadrados.

Este espacio será destinado a una plataforma de transporte, entrega urbana y distribución last mile. Y aunque no existe aún confirmación oficial, varias fuentes aluden al acuerdo alcanzado como Amazon como futuro inquilino de la misma. La compra de este espacio, de unos 115.000 metros de superficie, trae consigo una inversión en el proyecto de unos 80 millones de euros.

Pero no es ésta la única gran operación que se está gestando en la capital de la Costa del Sol. Otra de no menos envergadura tiene la antigua fábrica Bacardi, cerrada hace ahora más de 13 años, como protagonista. A la espera de la firma final, todo apunta a que será el fondo de inversión alemán Aquila el que se haga con este espacio. Se trata del mismo promotor, a través de la sociedad Aq Acentor, que impulsa la construcción de las dos torres de Martiricos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios