Contenido patrocinado

¿Sabes ya todo lo que tu seguro de hogar puede hacer por ti?

¿Sabes ya todo lo que tu seguro de hogar puede hacer por ti? ¿Sabes ya todo lo que tu seguro de hogar puede hacer por ti?

¿Sabes ya todo lo que tu seguro de hogar puede hacer por ti?

El seguro de hogar es el gran desconocido de las pólizas pues ofrece coberturas que ni sospechábamos.

Es muy probable que muchos, más allá de los robos y posibles incendios en la vivienda, no sepan frente a qué tipo de contingencias les protege su seguro de hogar. Lo cierto es que puede sorprendernos su muestrario de coberturas y más vale que –por fin– las conozcamos de cabo a rabo para que podamos beneficiarnos de todos sus servicios, que no son pocos.

Así, por ejemplo,¿sabías que algunas pólizas cubren la rotura de la pantalla de móvil o de la tableta? Increíble, ¿verdad? Pues hay muchas más que ni nos imaginamos.

A continuación, te ofrecemos un breve resumen:

  • Ahora que se acerca la temporada estival y quizás proyectemos algún pequeño viaje, seguramente nos interesará saber que estas pólizas nos procuran un útil servicio incluso en pleno periplo, pues el seguro puede hacerse cargo de los gastos derivados de una asistencia hospitalaria e incluso costear los gastos de repatriación.
  • Los accidentes domésticos también son objeto de esta clase de pólizas. Así, es posible que te tropieces mientras desciendes las escaleras o que te quemes cocinando, pero –por fortuna– el seguro te cubrirá. Recuerda, por cierto, que estamos ante beneficio extensivo a todos los miembros de la familia.
  • Es posible que tu nevera se averíe por cualquier circunstancia y los alimentos o medicamentos de su interior se estropeen. En estos casos, muchas pólizas contraen el compromiso de cubrir estos gastos.  
  • Si te atracan estando fuera de tu casa, puedes beneficiarte de una cobertura de tu seguro de hogar que contempla la reparación de los daños y pérdidas materiales causadas por esta circunstancia.
  • En el caso de que necesites un servicio de manitas, la póliza costeará el gasto de desplazamiento de un operario, así como las primeras horas de trabajo. Pero recuerda que es un ‘comodín’ que solo podrás usar en un número limitado de ocasiones.
  • El cambio de cerradura por robo de llaves o por pérdida está a la orden del día. Por lo tanto, te vendrá de perlas saber que ciertas pólizas asumen este tipo de contingencias. 
  • Si tu hijo o hija rompe la luna de un coche o la ventana de un domicilio vecino por culpa de un balón o una piedra con la que jugaban, entra en acción la responsabilidad civil de tu póliza. Incluso si tienes un perro y éste escapa causando un accidente, el seguro se ocupará de resolver estos contratiempos.

En definitiva, se convierte en lectura obligada esa póliza que muchos tenemos guardada en un cajón de casa sin ser conscientes de la inestimable ayuda que puede ofrecernos en múltiples ocasiones.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios