AGR Andalucía

Preocupación moderada ante la xylella fastidiosa

  • Destacan la necesidad de incidir en la búsqueda de variedades que sean resistentes a la bacteria

Ricardo Domínguez, Juan Ruz y Alfonso Gómez. Ricardo Domínguez, Juan Ruz y Alfonso Gómez.

Ricardo Domínguez, Juan Ruz y Alfonso Gómez.

La xylella fastidiosa, lo que algunos dan en llamar el ébola del olivar -término que no le gusta nada al viceconsejero de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural, Ricardo Domínguez-, debe suponer para el sector "una preocupación moderada", según palabras del consejero delegado de Todolivo, Alfonso Gómez. "Hay estar preocupados pero no alarmados, pues la cepa que ha afectado en España no es la misma que ha afectado a Italia", sentenció durante la mesa de redacción que el Grupo Joly organizó en la XIX Feria del Olivo para analizar la situación del sector.

Alfonso Gómez habla con conocimiento de causa. Todolivo viajó hasta la zona 0, en Bari (Italia), con el Ifapa, para comprobar de primera mano los efectos de la Xylella, las medidas de contención y las primeras línea de investigación que se están realizando. Así, los técnicos de la empresa pudieron comprobar, como explicó éste, que la Xylella no afecta a todas la variedades por igual. Por ejemplo, la variedad local Aiarola Salentina se ha visto muy afectada y, sin embargo, la Leccino ha mostrado una gran tolerancia a la bacteria.

El Consejero Delegado destacó que las principales líneas de investigación se centran en estudiar qué variedades presentan una mayor resistencia a la enfermedad. Alfonso Gómez destacó que el Ifapa de Córdoba plantó en noviembre de 2016 en la zona “0” una colección de 38 variedades, entre las que se encuentran Arbequina, Arbosana, Koronieki, Picual u Hojiblanca, sin que hasta el momento se hayan visto afectadas. Este estudio se amplió en 2017 a 70 variedades (nacionales e internacionales) y en esta ocasión en vez de plantarlas a cielo abierto se le está inoculando la bacteria en el laboratorio para comprobar su tolerancia a la misma.

Gómez resaltó que es muy importante disponer de cuanta más diversidad varietal mejor para, en caso de que llegue esta bacteria o una similar, la probabilidad de afectación sea menor. En este sentido, el consejero delegado de la empresa cordobesa explicó que han producido con la colaboración de la Universidad de Córdoba, 70 nuevas variedades de olivo muy productivas que tienen previsto llevar a la zona “0” para comprobar su tolerancia a dicha bacteria.

Respecto a la repercusión en Andalucía de la xylella, con la planta ornamental infectada en un vivero de Almería, el viceconsejero insistió en que en la comunidad autónoma se lleva ya bastantes meses trabajando contra la bacteria. "Creo que podemos presumir del trabajo que se ha hecho. Tras el caso de Italia teníamos que ponernos en alerta; se aprobó hace dos años, por parte del Consejo de Gobierno, una estrategia de prevención, vigilancia y lucha, e incluso hemos hecho simulacros de cómo actuar", detalló. "Hay que mantener la alerta, aunque moderada, y apostar mucho por la investigación, por la innovación, por un trabajo que se haga para buscar variedades resistentes, y tenemos que aprender también a tomar decisiones", añadió Ricardo Domínguez, quien cuestionó la decisión de Bruselas de "arrancar" tras la aparición de la bacteria. "En Estados Unidos, la xylella está y se convive con ella", anotó.

El secretario general de la DO Montoro-Adamuz, Juan Carlos Vega, defendió que "aquí también vamos a tener que convivir con la xylella, como convivimos con otras plagas, por lo que lo más importante es la formación de los técnicos de campo para asesorar a los agricultores".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios