Málaga

Alcaldes de la comarca de Antequera plantean sanciones en casos de consumo elevado de agua

  • Esta medida viene derivada de la situación de sequía, la peor desde hace 80 años, que vive la provincia de Málaga

Alcaldes de la comarca de Antequera.

Alcaldes de la comarca de Antequera. / M. H. (MÁLAGA)

Los alcaldes de Fuente de Piedra, Alameda, Mollina y Humilladero plantean tomar medidas restrictivas para controlar el suministro de agua debido a la sequía que vive la provincia, la peor registrada hace 80 años -según señalan expertos- si la situación no mejora. Una de ellas es aplicar sanciones a quienes hagan un consumo elevado.

El alcalde de Fuente de Piedra, Siro Pichón Gómez, ha definido como "grave" la situación que atraviesa este municipio -con agua potable desde hace muy poco después de cuatro años-, por lo que aplicará esta medida en cuanto se modifique la actual ordenanza. La idea es subir la tasa de agua en un 25% a los habitantes que superen los 75 metros cúbicos de consumo al trimestre.

Una iniciativa consensuada que el resto de municipios también acogerán si las medidas de concienciación que están llevando a cabo no surten efecto. Esta campaña advierte a los vecinos de que no llenen sus piscinas, pongan riegos o laven sus coches con el agua potable de la red pública. Para aquellos ciudadanos que no cumplan con estas recomendaciones se prevén sanciones que van desde los 300 hasta los 3.000 euros. 

El alcalde de Alameda, José García Orejuela, ha recordado que disfrutar de agua potable no es "algo natural" y ha hecho un llamamiento a los vecinos para que "sean conscientes de que no caben más prórrogas".

Por su parte, el regidor de Humilladero, Miguel Asencio Espejo, ha explicado que estas iniciativas se están llevando a cabo de manera conjunta porque los cuatro municipios comparten masas de agua. Ante la dificultad que vive especialmente la zona norte de la comarca de Antequera, ha reclamado que se facilite agua de otros acuíferos para estos pueblos. "Estamos lanzando un mensaje de SOS".

El alcalde de Mollina, Eugenio Sevillano, ha coincidido con sus homólogos y ha indicado que en el futuro esta situación constituirá un problema serio. "No solo tenemos que mirar por la situación actual, también tenemos que hacerlo por las próximas generaciones".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios