Sanidad

Avanzan a buen ritmo los trabajos para la apertura total del Chare de Cártama

Entrada al Hospital del Guadalhorce. Entrada al Hospital del Guadalhorce.

Entrada al Hospital del Guadalhorce. / Javier Albiñana

El Hospital del Guadalhorce, aunque lleva 10 años de retraso, parece que por fin encara la recta final para su apertura completa. Aún no tiene hospitalización ni quirófanos porque su suministro eléctrico es provisional. Endesa ya está finalizando la colocación de los últimos postes para dotar al centro del tendido definitivo después de que se hayan desbloqueado las diferencias que había con tres propietarios por cuyas fincas pasan los cables. Cuando se hayan colocado todos, la compañía tiene que llevar la electricidad a las líneas y hacer las correspondientes pruebas.

Debido a que la empresa tiene que tramitar permisos para este tendido, no puede hacer una estimación de cuándo podrá entregarlo a la Consejería de Salud para que ponga el hospital a pleno funcionamiento. Pero según Endesa, todo va a buen ritmo por ahora.

El concejal de Urbanismo del Ayuntamiento de Cártama, Juan Francisco Lumbreras, confirma que se han solventado las diferencias que había con algunos vecinos y que ya la apertura total del Chare depende de cuando acabe Endesa la obra. “El hospital tiene licencia completa. Ahora no la utiliza al 100% porque no tiene suministro eléctrico definitivo. Pero estimamos que cuando abra ya será progresivo y sin parar”, apuntó. Una portavoz del Hospital Clínico, del que depende el de Cártama, estimó que una vez que la compañía eléctrica entregue la línea definitiva, el centro sanitario podría abrir lo que queda pendiente en un par de meses.

La razón es que ese es más o menos el tiempo que se necesita para probar los equipos y rodar al personal en su uso, ya que se trata de tecnología puntera que introduce mejoras respecto a los aparatos que hay en la actualidad. “Tenemos los circuitos quirúrgicos diseñados desde hace más de un año y el hospital está dotado con todos los equipos necesarios”, explicó una portavoz.

El hospital estima que tras recibir la luz definitiva tardará dos meses en abrirlo al 100%

El hospital dispone de cuatro quirófanos. Hasta ahora cuenta con consultas externas, pruebas diagnósticas y urgencias. Sólo le queda abrir hospitalización y quirófanos porque para ello necesita una línea estable y potente, como es el suministro definitivo. El Chare del Guadalhorce fue anunciado por la Consejería de Salud para 2008. Se abrió parcialmente en 2016 y ya sólo queda la última fase para que la única comarca de la provincia sin hospital cuente por fin con esta infraestructura sanitaria a pleno rendimiento.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios