Málaga

Fomento aplaza la hiperronda a 2011 y elude dar fecha para otras obras

  • No aclara el calendario del tercer carril de la ronda este y el acceso sur al aeropuerto · El PSOE califica los Presupuestos de "magníficos" y el PP los considera "decepcionantes"

Comentarios 3

Ni a mediados de este año, ni a finales de 2010. La hiperronda de Málaga, gran infraestructura con la que dar solución a los problemas de tráfico en el entorno de la capital de la Costa del Sol, no entrará en funcionamiento hasta el próximo año. Así lo confirmó ayer el Ministerio de Fomento, responsable de la obra, en un comunicado de prensa en el que, sin embargo, no se apunta a qué altura del ejercicio próximo tendrá lugar tan señalado momento y si la citada autovía será abierta a la circulación íntegramente o por partes, como hasta la fecha se había apuntado.

La información aportada por el departamento encabezado por José Blanco, en cualquier caso, aporta cierta luz en el escenario de incertidumbre en el que se mueven desde hace meses ésta y otras grandes actuaciones en materia de carreteras. Y lo hace justo el día después de que se conociese el contenido de los Presupuestos Generales del Estado de 2011 para la provincia, en los que se consignan 42 millones para dos de los cuatro tramos de la segunda ronda (los que más retraso acumulan).

Cabe recordar que las previsiones iniciales del Gobierno para esta obra señalaban los últimos días del año 2009 para su inauguración, hito que se vio condicionado por las modificaciones introducidas en la actuación, al ampliarse el trazado en la que se aumentaba el número de carriles.

En 2011 también prevé Fomento que finalicen los trabajos del soterramiento de la travesía de San Pedro Alcántara, para el que se consignan algo 10,3 millones. De las que no se aporta horizonte temporal alguno es de la obra del tercer carril de la ronda este (3 millones para 2011) y el acceso sur al aeropuerto, intervenciones ambas en las que los PGE contemplan pagos hasta el año 2013.

A pesar de ello, desde Fomento se destacaba que con la inversión prevista para la provincia, que se eleva a 608,8 millones "se garantiza la financiación necesaria para continuar la ejecución de los principales proyectos en marcha".

Todos estos elementos provocaron ayer una valoración bien distinta en el seno del PSOE y del PP. En el primero de los casos, el secretario general de los socialistas en Málaga y diputado nacional, Miguel Ángel Heredia, calificó las cuentas como "magníficas", mientras que en las filas populares la diputada Celia Villalobos habló de "decepción".

"Estos Presupuestos son la locomotora para salir de la crisis", dijo Heredia, que recordó que aún con una reducción del 30% respecto a 2010 "siguen estando muy por encima de los mejores Presupuestos del PP en Málaga, de 440 millones". "El Gobierno de Zapatero, en la peor crisis, destina el doble", sentenció.

Asimismo, insistió en que Málaga es la cuarta provincia que más inversión recibe de España, por detrás de Madrid, Barcelona y Valencia, con una aportación por habitante de casi 470 euros. En cuanto a las grandes actuaciones, aseguró que "ninguno de los grandes proyectos se paraliza, se replantea o se reprograma" y que el documento sí contempla actuaciones nuevas, como 24 millones para conservación y seguridad vial en las carreteras.

También habló de los grandes olvidos del Presupuesto, como los Baños del Carmen, el Campamento Benítez o el tren litoral. En relación al primero, confió en que los 100.000 euros consignados permitan iniciar la recuperación de las concesiones existentes en el enclave, al tiempo que licitar y adjudicar la obra. Mientras, justificó la demora en el tren de la Costa del Sol en la necesidad de que Fomento y la Junta de Andalucía creen una empresa que impulse la actuación y echó en falta la participación de empresas privadas en la misma.

Curiosa fue la explicación que ofreció para argumentar la paralización del Museo de la Obra Pública en el campamento Benítez, al que la ex ministra de Fomento Magdalena Álvarez vinculó una inversión de 300 millones de euros y que en el PGE de 2011 sólo recibe 100.000 euros. "Cuando hay dinero uno opta por unas grandes vacaciones, pero cuando no, lo que se hace es pensar más bien en pagar la hipoteca", dijo Heredia.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios