Málaga

Investigan la existencia de hasta doce nuevas fosas comunes en San Rafael

  • La Asociación de la Memoria Histórica quiere hacer un estudio para determinar su ubicación

La exhumación de cadáveres de la Guerra Civil en el cementerio de San Rafael de Málaga ha abierto una nueva línea de investigación, ya que hay documentos que señalan la existencia de hasta treinta fosas en el recinto y actualmente sólo se sabía de la existencia de dieciocho.

A través de documentos militares que reflejan la ejecución de duelos de guerra en la zona durante 1942, se ha sabido que existen hasta doce fosas más en el recinto, según ha informado a Efe el presidente de la Asociación para la Recuperación Histórica de Málaga, Francisco Espinosa.

Mediante una foto en relieve que se ha hecho para determinar la localización exacta de los enterramientos se pretende llevar a cabo un análisis profundo de la zona con un estudio cartográfico que señale directamente dónde se encuentran las fosas.

Espinosa ha explicado a Efe que el procedimiento es difícil porque son datos que constan en archivos militares, pero que "si todo va bien", los datos del Instituto Nacional de Cartografía podrían llegar la próxima semana y a partir de ahí los técnicos universitarios que trabajan en San Rafael comenzarían su trabajo.

Hasta el momento, en los diecisiete meses de trabajo en el cementerio -comenzaron el 16 de octubre de 2006- se han exhumado más de 1.400 restos de los 4.300 cadáveres que hay catalogados con nombres y apellidos, además de otros cien que hay sin clasificar.

Entre los restos exhumados se ha encontrado recientemente, por ejemplo, a un carabinero, pero también numerosos objetos como crucifijos, medallas, armas, e incluso un dominó hecho con caña.

El proceso que se sigue consiste en una clasificación con ficha y foto, tras lo que se introduce el cuerpo exhumado en una caja con los objetos personales, para clasificarlos de cara a una posterior prueba de ADN que concrete su identificación.

Los trabajos continuarán hasta que se exhumen todos los cadáveres y, mientras se siga constatando la existencia de nuevas fosas, se renovarán los convenios para continuar las excavaciones, ha señalado Espinosa.

Actualmente trabajan diez técnicos de la Universidad de Málaga en las tareas y, esporádicamente, grupos de voluntarios.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios