José Luque | Director general y consejero de Fuerte Group Hotels

“Será una travesía en el desierto para los hoteles hasta la primavera”

  • Luque afirma que “por mucha ilusión que se tenga el sector turístico no se va a reactivar hasta que haya una vacuna”

José Luque es el director general y consejero del grupo Fuerte Hoteles. José Luque es el director general y consejero del grupo Fuerte Hoteles.

José Luque es el director general y consejero del grupo Fuerte Hoteles.

José Luque es uno de los mayores expertos turísticos en la Costa del Sol. Su familia es la propietaria del Fuerte Group Hotels, una cadena que cuenta con establecimientos de lujo en Marbella, Conil, Estepona, Huelva, Grazalema, Ibiza y Nerja.

–¿Cómo están afrontando la crisis?

–Nunca me he movido en un escenario con tanta falta de certeza. Además va evolucionando según van pasando los días y las semanas. La mayor incertidumbre quizás sea ahora la prórroga de los expedientes de regulación temporal de empleo de fuerza mayor, cuya existencia está completamente vinculada al estado de alerta. En cuanto se salga de ese estado, que no se sabe cuando será, se terminarían los Ertes de forma automática. Hay un acuerdo entre la patronal y los sindicatos para prorrogarlo seis meses y la ministra de Empleo dijo que llegaría, en principio, hasta julio cuando se recupere la nueva normalidad.

–Ese es solo uno de sus problemas.

–Sí. Los hoteles no vamos a poder trabajar aunque queramos hasta julio porque, en principio, no vamos a tener movilidad interprovincial hasta esa fecha y lo más grave es que también tenemos incertidumbre sobre la movilidad internacional, que para nosotros es mucho más importante porque los extranjeros representan el 65% de los turistas que vienen a la Costa del Sol.

"Un hotel cerrado de más de 200 habitaciones supone un gasto mensual de 80.000 euros”

–¿Cómo están desde el punto de vista financiero tras tantas semanas cerrados?

–El segundo mayor problema para los hoteleros es la liquidez. Un hotel cerrado de más de 200 habitaciones tiene unos gastos operativos de unos 80.000 euros al mes. Un tercio son impuestos locales con el IBI como gran protagonista junto al IAE o la basura. Luego está el gasto de suministros fijos (luz, agua, teléfono...), mantenimiento de las instalaciones, seguros, etcéteras. Y a eso hay que sumarle el gasto de los Ertes. Fuera de esos 80.000 euros hay más gastos de servicios. Por tanto, nos encontramos en un escenario con cuantiosos gastos fijos y cero ingresos. Nuestra lucha por la liquidez es fundamental. Una pata para gestionar esa liquidez es alargar los Ertes de fuerza mayor, otra es que funcionen los avales del Estado y ver los tributos locales. Pienso que se desconoce cómo funciona un hotel y que generamos una cantidad de empleo muy grande. Podemos tener todas las ilusiones del mundo pero esto no se va a reactivar hasta que haya una vacuna. Un ejemplo. En nuestro hotel Fuerte Marbella un alto porcentaje de la clientela con alto poder adquisitivo tiene más de 65 años. Esos clientes no se van a mover hasta que no haya una vacuna porque están en riesgo. Somos conscientes de que vamos a tener una travesía del desierto que va a durar desde ahora hasta posiblemente la primavera del año que viene.

–¿Abrirán entonces en junio?

–Nosotros nos estamos esforzando en abrir aquellos hoteles que tienen más público español en julio y agosto. Pero siempre con la incertidumbre de que no sabemos, por ejemplo, si a Madrid, que es un mercado muy importante para nosotros, se le va a permitir la movilidad en julio o en qué fecha. Lo que está claro es que es imposible abrir en las tres fases porque no hay movilidad entre provincias y cuando estemos en la nueva normalidad no tenemos absolutamente claro que haya movilidad en los madrileños. En definitiva, los hoteles tenemos un escenario muy complicado por falta de certidumbre en la prórroga de los Ertes y con el mercado nacional e internacional. La única certidumbre que tenemos ahora mismo es que hasta que no haya una vacuna no se va a estabilizar la situación.

Jose Luque, director general de Fuerte Hoteles Jose Luque, director general de Fuerte Hoteles

Jose Luque, director general de Fuerte Hoteles

–Y que todos los meses tienen que pagar mucho dinero con el hotel cerrado.

–Esa está más clara que el agua. Los hoteles hemos tenido otras crisis, pero siempre ha habido clientes.

–¿Le han anulado las reservas que tenían o sigue habiendo gente optimista?

–Hay gente que anula al momento y otros que lo hacen conforme el estado de alarma se acerca a su reserva. Las reservas de julio y agosto se han dejado ahí hasta ver qué pasa. Un problema es que tenemos que devolver los depósitos de las reservas afectadas por el estado de alarma, pero los touroperadores no nos están pagando el dinero que nos deben del año pasado y del primer trimestre de este año.

–Aehcos propuso hacer descuentos a los malagueños este verano. ¿Cómo lo ve?

–Los precios obviamente no van a ser los del año pasado porque hay más gente compitiendo por un mercado más pequeño. El consumidor que se anime a viajar tendrá precios menores sin duda.

–¿Da ya el año por perdido?

–Si sacamos algo con el mercado nacional en julio y agosto sería un éxito.

–¿Qué le dicen los touroperadores británicos o alemanes, al margen de retrasar sus pagos?

–Tienen dos caras. Dicen por un lado que quieren empezar en junio y, por otro, en Alemania están vendiendo el año que viene. No quieren desanimar a la gente para que no les pidan la devolución del dinero de sus paquetes porque financieramente no pueden hacerlo. La realidad es que los touroperadores dan este verano por listo y están concentrados en el año que viene.

"Según nuestros informes las piscinas no son elemento de contagio del coronavirus”

–¿Cree que los clientes irán más a apartamentos para evitar el contacto con desconocidos?

–En los hoteles van a estar más seguros que en un apartamento porque tendremos protocolos de obligado cumplimiento que van a garantizar una estancia segura.

–¿Cómo van a controlar el uso de las piscinas?

–Hemos investigado y hemos visto que el coronavirus no se transmite por el agua. Según nuestros informes las piscinas no son elementos de contagio. Lo que vamos a hacer nosotros en nuestros hoteles es garantizar una separación entre hamacas. Otra limitación que vamos a tener este verano es que los hoteles, aunque quisiéramos, no podemos llenarlos. Debemos tener aforos menores en los solarium y en los restaurantes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios