Urbanismo

La Junta da luz verde al desarrollo de 157.000 metros industriales en el entorno e Campanillas

  • Valida el plan de sectorización y ordenación de Trévenez Oeste, paso clave en la tramitación urbanística de este sector

Vista aérea de polígono industrial Guadalhorce. Vista aérea de polígono industrial Guadalhorce.

Vista aérea de polígono industrial Guadalhorce.

Comentarios 1

La escasa oferta de suelo industrial que arrastra Málaga en los últimos años, especialmente evidente tras la aparición de grupos inversores interesados en desembarcar en la capital, encuentra ahora un ligero respiro en el entorno de Campanillas, en concreto en el sector Trévenez Oeste. La Junta de Andalucía acaba de dar luz verde a los proyectos de ordenación y reparcelación de esta finca, con 156.544 metros cuadros de superficie, la mayor parte, 92.218, de uso productivo. Un paso que, a la espera de que el documento vuelva a pasar por el Pleno municipal para su aprobación definitiva, deja los terrenos en posición de salida para su desarrollo.

De acuerdo con los documentos oficiales, publicados ayer en el BOJA, sobre esta extensión se permitirá un máximo de 51.650 metros cuadrados industriales dividido en cuatro fincas, con edificaciones que de tres alturas (12 metros). El proyecto de ordenación fue impulsado por el propietario del solar, la empresa Redur Málaga, que ya tiene vendidas tres de ellas, estando destinada la cuarta a sus propias instalaciones.

La publicación del acuerdo adoptado por la Comisión de Ordenación del Territorio y Urbanismo de Málaga el pasado 14 de noviembre incluye las subsanaciones realizadas al plan de sectorización y ordenación del espacio. Entre las cargas que tendrán que asumir los propietarios está la urbanización del parque Arroyo Jurado Norte y de un paso sobre el encauzamiento del arroyo Boticario.

El reparto del terreno incluye, además, 15.720 metros cuadrados de espacios libres (verdes); 2.726 metros cuadrados de comercial; 2.200 metros cuadrados de uso social; 4.009 metros cuadrados de deportivo, y 34.346 metros cuadrados de viales, con la exigencia de una reserva de 296 plazas de aparcamiento en superficie. El número de plazas se incrementará en otras 845 correspondientes a las edificaciones industriales, sociales y deportivas contempladas.

"Estos terrenos constituyen una pieza de vital importancia en el desarrollo de las previsiones del Plan General, al constitutir el nexo de unión con las sectores al Oeste", se destaca en la documentación. Una tesis que comparte el concejal de Ordenación del Territorio, Francisco Pomares. "Es un gran logro de tramitación por parte del Ayuntamiento", expuso, recordando que el inicio de la tramitación data de 2008.

Cinco años después quedó parada "por falta de interés del anterior propietario", reactivándose en 2015 de la mano de Redur, que en origen era propietaria minoritaria del sector, pero que se hizo con el resto de los terrenos. "Es una tramitación que no ha estado exenta de obstáculos, sumando decenas de informes sectoriales del resto de administraciones públicas”, señaló Pomares, quien apuntó que ahora la propiedad está inmersa en la redacción del proyecto de urbanización y de reparcelación.

Desde la Asociación de Polígonos Industriales de Málaga (APOMA), se valora el paso dado con este sector, si bien se insiste en que "las necesidades de la ciudad son mayores, de varios millones de metros cuadrados". El presidente del colectivo empresarial, Sergio Cuberos, recordó la necesidad de que se ponga en marcha cuanto antes la ordenación de la ampliación del Centro de Transportes de Mercancías (CTM), en el sector de Buenavista, que cuenta con 564.000 metros de uso productivo. Son numerosos los estudios que en los últimos años vienen poniendo de relieve la incidencia que tiene sobre la capital la ausencia de suelos con el planeamiento urbanístico ya culminado. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios