Málaga Hoy En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Málaga

Operarios de grúa denuncian presiones para trabajar en la Feria sin presencia policial

  • Un acuerdo garantiza la asistencia de los agentes en la retirada de vehículos durante las fiestas

La polémica implantación de la llamada grúa exprés, por la que un operario municipal puede retirar un vehículo mal estacionado sin la presencia de agentes de policía, contempla la excepción de los días de Feria, jornadas en las que los gruistas acuden para trasladar coches al depósito acompañados por los agentes de la Policía Local y a instancias de ésta. Sin embargo, durante la pasada Feria, celebrada desde pasado día 15 hasta el sábado 23 en la capital, los operarios del servicio municipal de grúa denuncian que recibieron presiones para que actuaran de motu propio y acudieran a retirar vehículos de la manera habitual, algo que pondrán en conocimiento de la Inspección de Trabajo.

El presidente del comité de empresa del servicio de grúa municipal, Manuel Lima, concretó ayer la presión a la que han sido sometidos los operarios para seguir retirando los vehículos sin tener en cuenta "el acuerdo en materia de seguridad firmado en su día con el jefe de la Policía Local" que garantiza la presencia policial en fechas señaladas. Lima relaciona la presión recibida con la falta de efectivos policiales en los días de Feria, denunciada también esta misma semana en este periódico por el sindicato UPLB (Unión de Policía Local y Bomberos de Andalucía).

Desde el primer momento, los gruistas municipales se opusieron al servicio de grúa exprés, por lo que convocaron incluso una huelga tras la puesta en marcha del servicio en el año 2010. Al final cedieron a retirar vehículos mal aparcados en la vía pública con una simple foto que envían a los agentes para que aprueben su traslado al depósito. Pero también se firmó un convenio en materia de seguridad con la Policía Local en el que se garantizaba que los operarios no trabajarían en los términos que contempla el sistema de grúa exprés en ocasiones especiales en las que desarrollar sus funciones puede llegar a suponer un peligro.

En el documento se plasmaron las noches, los días festivos, la Semana Santa y la Feria como las jornadas en las que los empleados de la grúa municipal están exentos de ir en busca de coches mal aparcados en la calle, acudiendo cuando son reclamados por las fuerzas del orden. De ahí, la indignación de los operarios de la grúa en esta última semana festiva ante la petición de continuar con el sistema exprés. "Somos un sistema antipopular, que le vamos a hacer", lamentó Manuel Lima, que considera que el cumplimento del acuerdo no es un simple capricho, sino que se trata de que en franjas horarias o días concretos de fiesta en que la seguridad de los gruistas puede verse amenazada, se les garantice su labor.

Lima aseguró también que la semana próxima acudirá ante la Inspección de Trabajo a denunciar las presiones recibidas durante las jornadas de Feria, ante las que los trabajadores municipales no llegaron a ceder, insistió el presidente del comité, por lo que siguieron desarrollando sus funciones de acuerdo al escrito firmado con la Policía Local.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios