Málaga

Policías denuncian la falta de médico en el Ayuntamiento de Málaga

  • El SIP-AN asegura que el único especialista de medicina laboral se encuentra de baja desde antes del fin del estado de alarma y que no tiene sustituto

Fachada del Ayuntamiento de Málaga Fachada del Ayuntamiento de Málaga

Fachada del Ayuntamiento de Málaga / Javier Albiñana

El Sindicato Independiente de Policía de Andalucía (SIP-AN) ha denunciado ante la Inspección de Trabajo la ausencia de médico en el Ayuntamiento de Málaga desde las últimas semanas del estado de alarma por Covid-19. Según la organización sindical, "el único médico especialista de Medicina del Trabajo con competencia técnica y capacidad acreditada de la plantilla municipal se encuentra de baja médica desde el 5 de junio sin que hasta la fecha haya sido sustituido". El estado de alarma concluyó el 21 de junio.

El secretario general del SIP-AN, Manuel Troyano, entiende que la existencia de dicho servicio médico interno de Prevención "resulta necesario e imprescindible, más aún dentro del actual contexto de pandemia que vivimos". En este sentido, el colectivo recuerda que el procedimiento de actuación para los Servicios de Prevención de Riesgo Laboral frente a la exposición al coronavirus del Ministerio de Sanidad establece que, para la detección, notificación, estudio, manejo de casos y contactos estrechos, además de una obligación, es también una acción fundamental, siendo los profesionales del servicio sanitario de prevención de riesgos laborales los encargados de establecer dichos mecanismos al igual que ocurre con el tratamiento del personal considerado como especialmente sensible en caso de contagio, todo ello en el ámbito de sus competencias de forma coordinada con las autoridades de salud pública.

Según SIP-AN, "la ausencia de este médico ha provocado que los empleados municipales afectados como contactos estrechos en el ámbito laboral tengan que acudir a los ya saturados médicos del Servicio Público de Salud para recabar la oportuna baja por orden de sus superiores y sin que medie actividad de control previa del médico de empresa. La organización sindical recuerda que es esta última quien debe acreditar si un determinado empleado municipal cumple los requisitos para ser considerado caso sospechoso, confirmado o contacto estrecho en el ámbito laboral.

En los casos de los empleados especialmente sensibles al contagio, el sindicato asegura que los responsables de servicio "les están indicando que rellenen un documento de declaración responsable si ellos se consideran grupo de riesgo, que lo remitan al Servicio de Prevención y provisionalmente se le agrega a otro puesto supuestamente adecuado a sus circunstancias hasta tanto pueda hacerse la correspondiente evaluación médica".

Desde el sindicato recalcan que en estos casos se está readaptando el puesto, sin que medie (hasta ahora) dicha evaluación médica especial, que pueda determinar, en función del caso concreto de cada compañero afectado, si realmente existe un puesto en el que reubicarlo exento de riesgo, cuál debe ser de entre las distintas opciones el más adecuado, o en caso contrario debe proponerse para incapacidad temporal.

SIP-AN, que asegura haber tenido conocimiento de esta situación a principios del mes de agosto, solicitó el pasado mes de septiembre al concejal responsable del área de Recursos Humanos y Calidad del Ayuntamiento que, ante la actual pandemia, la situación fuera resuelta "a la mayor brevedad posible". Ante la falta de respuesta SIP-AN y la "gravedad de los hechos" ha presentado ante la Inspección de Trabajo denuncia contra el Ayuntamiento de Málaga.  

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios