Málaga

De la Torre se garantiza el Presupuesto al final del mandato con el apoyo de Cs

  • El partido 'naranja' logra incorporar casi 18 millones para 60 actuaciones

  • El objetivo es que el documento esté en vigor a mediados de mayo

  • La Alameda y Carretería serán protagonistas

Juan Cassá y Francisco de la Torre, ayer, tras anunciar el acuerdo para avanzar en el presupuesto del Ayuntamiento. Juan Cassá y Francisco de la Torre, ayer, tras anunciar el acuerdo para avanzar en el presupuesto del Ayuntamiento.

Juan Cassá y Francisco de la Torre, ayer, tras anunciar el acuerdo para avanzar en el presupuesto del Ayuntamiento. / javier albiñana

Málaga tendrá finalmente Presupuesto en 2018. Por más que se diese por descontado el acuerdo entre el equipo de gobierno del PP y su socio de investidura, Ciudadanos, para sacar adelante las cuentas, el mismo se ha demorado más de lo esperado. No fue hasta ayer cuando la formación naranja dio su aval definitivo, dejando expedito el camino para que, de no surgir imprevistos, el documento pueda ser efectivo a mediados de mayo. Su valor simbólico es mayor porque podría ser el último del mandato. Algo factible si se tiene en cuenta que desde los comicios de 2015, con la pérdida de la mayoría absoluta del PP, todos los presupuestos han visto la luz avanzado el año. A esto se suma que cualquier negociación estará condicionada por las municipales de 2019.

Para dar relevancia al acercamiento, el alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, y el portavoz de Ciudadanos, Juan Cassá, mantuvieron un encuentro a primera hora en el despacho de Alcaldía, después de lo cual anunciaron el desbloqueo. "Es una buena noticia", dijo el regidor, al entender que "permitirá seguir avanzando en una ciudad que en estos años se ha convertido en una ciudad de referencia, solvente, que paga muy pronto a proveedores, que tiene una imagen muy sólida y que da respuesta a problemas económicos y sociales". Cassá dejó clara la responsabilidad con la que ha actuado su grupo una vez que el equipo de gobierno ha cumplido con las demandas realizadas.

A la espera de que se desgranen las partidas pormenorizadas, sí se sabe que del global, 17,7 millones de euros (60 iniciativas) tienen el sello naranja, aunque De la Torre apuntó que muchas tienen la coincidencia del PP. De entre ellas, Cassá aludió a 2 millones para Bomberos y a la reposición en 2017 y 2018 de las bajas por jubilación (con unas 18 plazas). El presupuesto de 2017 alcanzó los 749 millones de gasto, con 61,4 millones de inversiones. Fuentes municipales dan por seguro un incremento del dinero para obras, aunque todo apunta a que lo que se recoja será repetición de lo ya plasmado. A modo de novedad, sí se reserva dinero (podrían ser unos 300.000 euros) para los trabajos arqueológicos y de demolición de los antiguos cines Astoria y Victoria. Cualquier paso en este sentido necesitará del visto bueno por parte de la Consejería de Cultura. Asimismo, se fijan 80.000 euros trabajos de consultoría en la redacción del pliego que sirva de base para la externalización de parte del servicio de Limasa, la correspondiente a la limpieza viaria.

La semipeatonalización de la Alameda Principal será la gran protagonista. Y lo será, si todo va como se espera, por partida doble. De un lado, porque ha de consignarse el dinero necesario para actuar sobre el eje central de la Alameda, obra adjudicada el pasado febrero a Verosa por 1,8 millones. Actualmente se está a la espera de la firma del contrato y el arranque de las operaciones. El plazo manejado es de seis meses. Pero a este primer paso hay que añadir que en pocas semanas podría adjudicarse la peatonalización del lateral sur, valorada en 4,3 millones de euros (sin IVA) y con otros seis meses. Otra de las grandes iniciativas del mandato, el parque del Campamento Benítez, sigue condicionada por la tramitación del proyecto de urbanización, valorado en 4,7 millones y un plazo de 14 meses. Cabe la posibilidad de que Urbanismo pueda activar el concurso para la contratación de los trabajos en la parte final del año.

En esta misma línea de acción, la reurbanización del eje Carretería-Álamos será igualmente relevante. Esta infraestructura, valorada en 4 millones, cuenta con financiación europea (por medio de los fondos Edusi). A pesar de que las propuestas municipales fueron aceptadas en octubre de 2016, el proyecto sigue sin activarse. Y ello a pesar de que ya el año pasado se dispusieron 2 millones para este fin (1.750.000 euros para Carretería y 750.000 euros para Álamos). De esa suma nada se ha ejecutado. Otro tanto le ocurre a los 270.000 euros para la calle Trinidad Grund y los 300.000 euros para la Plaza de los Filipenses. Lejos de la satisfacción expresada por el PP y Ciudadanos, el PSOE calificó ese acuerdo de "foto vacía", ya que la misma no va acompañada del borrador de presupuestos. "Hoy se han retratado los que mantienen paralizada la ciudad", dijo el portavoz socialista, Daniel Pérez, quien añadió: "es un hazmerreír que nos encontremos casi ya a mediados de abril y ni siquiera se nos haya presentado una propuesta inicial; esta situación va a provocar que el próximo año nos encontremos sin presupuestos municipales".En la misma línea, el portavoz de Málaga para la Gente, Eduardo Zorrilla, se quejó de que a día de hoy no se haya facilitado "un solo papel del área de Economía acerca del presupuesto ni de unas líneas generales". "Mucho nos tememos que los asuntos clave que se dan por desbloqueados no están desbloqueados", dijo en alusión, por ejemplo, al proyecto de Repsol, en el que, a su juicio, "se da un pliegue por parte de Ciudadanos".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios