Málaga

Los proyectos de apartamentos turísticos permiten recuperar inmuebles abandonados del Centro de Málaga

  • Urbanismo suspende los procedimientos de incumplimiento del deber de edificar que pesa sobre dos fincas en los que plantean alojamientos de este tipo

Imagen del antes y un después de un edificio del Centro rehabilitado para acoger apartamentos turísticos.

Imagen del antes y un después de un edificio del Centro rehabilitado para acoger apartamentos turísticos.

La actividad en el Centro histórico de Málaga, ámbito plagado años atrás de solares y edificios en estado de abandono, sigue patente. Un termómetro que permite confirmar el momento por el que atraviesa la actividad inmobiliaria en esta zona de la ciudad es el Registro de Solares y Edificaciones Ruinosas del que dispone el Ayuntamiento, y de la que forman parte, a fecha del pasado mes de marzo, 92 inmuebles.

A diferencia de lo que ocurría años atrás, a día de hoy la gran mayoría de estas fincas está en proceso de recuperación, con la voluntad cierta de sus propietarios de impulsar actuaciones sobre las mismas. Muestra de ello es que del global hay 57 en tramitación de licencia de obras o expediente de planeamiento.

Así queda reflejado en la información de la que dispone la Gerencia de Urbanismo, en la que también se precisa que hay otras 15 en fase de edificación o rehabilitación, a las que sumar seis que son objeto de investigación para determinar su propiedad. Por tanto, sólo se enumeran 14 fincas incluidas en este registro ante la negativa de la propiedad a actuar, garantizando la conservación de las mismas o impulsando la construcción.

Hotel construido en un solar abandonado de la calle Victoria. Hotel construido en un solar abandonado de la calle Victoria.

Hotel construido en un solar abandonado de la calle Victoria.

Si bien la información estadística manejada por el ente municipal no permite determinar el destino final de todos los solares ahora reactivados, la realidad es que el modelo turístico tiene mucho peso en este renacer. Dos ejemplos de esta situación van a ser objeto de debate en el próximo Consejo de Urbanismo, en el que se verán sendas propuestas de suspensión del procedimiento de incumplimiento del deber de edificar tras constatar la decisión de los propietarios de impulsar la construcción de apartamentos turísticos.

Es el caso de una parcela localizada en calle Viento, 7, esquina con calle Cobertizo de Malaver, 2; una parcela que fue incluida en el registro municipal a finales de 2018. Ahora, se opta por levantar el procedimiento ante "la diligencia" demostrada por la propiedad en el último año, en el que ha solicitado licencia de obras y ha comprometido su ejecución en unos 18 meses. Un voto de confianza, en cualquier caso, que queda condicionado al cumplimiento de los plazos manejados.

Algo semejante ocurre con las fincas de calle Carril, 3 y Cristina, 1 y 3, en la zona de La Trinidad, también incluidas en 2019. A pesar de las alegaciones de la propiedad, que fueron inicialmente rechazadas por Urbanismo, el ente municipal opta ahora por proponer la suspensión del procedimiento de incumplimiento después de que haya solicitado licencia de obras para construir 10 apartamentos turísticos.

Intervención residencial ejecutada en un edificio en desuso de la calle Madre de Dios. Intervención residencial ejecutada en un edificio en desuso de la calle Madre de Dios.

Intervención residencial ejecutada en un edificio en desuso de la calle Madre de Dios.

El año pasado este fue el mismo camino que siguieron otras fincas como la de Mariblanca, 12, donde se plantearon 12 apartamentos turísticos; o San Félix de Cantalicio, 9 y 11, con 19 apartamentos. En la calle Victoria, 22 y 24, también se suspendió la tramitación del incumplimiento tras activarse la ejecución de un hotel. Justamente este fue el destino que los inversores dieron a otros inmuebles del registro, como el hotel de cuatro estrellas levantado sobre varias parcelas de la calle Granada o el de calle Vendeja.

Sobre este particular, el concejal de Ordenación del Territorio, Raúl López, reconoció que si las condiciones de la zona de actuación lo permiten, los promotores suelen decantarse por apartamentos turísticos frente a la vivienda tradicional. En este sentido, aludió a la posibilidad de elevar en altura el bloque y la agrupación de varias parcelas. Estas operaciones ponen de relieve hasta qué punto los nuevos modelos de alojamiento turísticos, así como los tradicionales, han permitido recuperar emplazamientos baldíos o afectados por la negativa de los propietarios de cumplir con su mantenimiento.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios