Sucesos

Detenido en Málaga por estafar con el alquiler de cotos de caza a través de internet

  • El montante de lo defraudado asciende a unos 2.000 euros, y el número de casos podría ser mucho mayor

Una foto de archivo de un cazador en el campo. Una foto de archivo de un cazador en el campo.

Una foto de archivo de un cazador en el campo.

Un hombre de 44 años ha sido detenido por la Policía Nacional en Málaga como presunto autor de varias estafas en el alquiler de cotos privados de caza a través de internet, en una operación en la que se han esclarecido tres denuncias presentadas en las provincias de Badajoz, Albacete y Alicante.

El investigado ofertaba en páginas web arrendamientos de fincas sobre las que no tenía ninguna legitimidad a precios muy atractivos, ha informado este martes la Policía en un comunicado.

Hasta ahora se han esclarecido tres denuncias, aunque el número de casos podría ser mucho mayor, y el montante de lo defraudado asciende a unos 2.000 euros, con un importe por estafa que ronda los 600 euros. 

La investigación se inició a raíz de la denuncia de un ciudadano en la comisaría de Don Benito-Villanueva de la Serena (Badajoz) en la que aseguraba haber sido víctima de una estafa por Internet. 

El denunciante relató que tras observar un anuncio en una página web donde ofertaban el alquiler de un coto de caza de corzos en Guadalajara por 600 euros, se puso en contacto con el anunciante, y acordaron el pago por adelantado de la reserva por transferencia bancaria a una cuenta, pero a partir de ese momento el cliente solo recibió evasivas del arrendador.

Además de la víctima inicial, los agentes identificaron a otros dos afectados en Elche (Alicante) y Albacete, que también habían realizado transferencias bancarias para alquilar cotos privados de caza y no habían podido disfrutar de lo contratado, al no concretar el arrendador ni la fecha ni el lugar exacto, además de no devolver las cantidades ingresadas.

Los agentes constataron que el investigado se dedicaba a este tipo de estafas y que disponía de varios anuncios que subía a la red relacionados con el alquiler de cotos de caza, que incluían todo tipo de gastos como guardería o transporte por el interior del coto.

Las diligencias practicadas, incluido el análisis de la cuenta destinataria de los ingresos efectuados por las víctimas, han conducido a los investigadores hasta un domicilio de Málaga capital donde reside el sospechoso, que tenía antecedentes por hechos de la misma naturaleza.

Los agentes continúan las gestiones para localizar a más afectados, pues muchos de ellos no son conscientes de haber sido víctimas de la estafa investigada al no haber expirado el periodo de tiempo acordado entre las partes para disfrutar de los servicios contratados.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios