Málaga

Un falso cirujano estético ha operado en Marbella durante 11 años

  • Está acusado de cohecho, intrusismo y falsedad en documento oficial · Un juez dictó su ingreso en prisión, pero quedó en libertad tras pagar una fianza de 30.000 euros

Ni siquiera era médico, pero ha estado haciendo intervenciones de cirugía estética durante 11 años en Marbella. Pierjean Franck A. ejercía "al menos desde 1997" en una clínica de la localidad amparándose en dos títulos -el de facultativo y el de cirujano plástico- que en realidad eran falsos. Así consta en un informe que la Policía Nacional remitió al juzgado que investiga el caso.

El falso galeno está acusado de intrusismo profesional, falsedad en documento oficial y cohecho, por lo que el pasado 14 de marzo se decretó su prisión provisional eludible bajo fianza de 30.000 euros. El facultativo fue detenido ese mismo día y llevado ante el juez de Instrucción número 5, Julián Cabrero. Declaró, pagó y quedó en libertad con cargos.

Las diligencias judiciales dejan claro cómo burló este hombre los controles administrativos de la homologación. El imputado falsificó su título de médico y el de cirujano plástico y los presentó al Ministerio de Educación. Según aquellos documentos apócrifos, se había formado en la Universidad de París VI. El ministerio emitió sendas resoluciones "por las que se habilitaba al imputado para el ejercicio en España de la actividad de cirujano estético". Con la homologación aprobada, se dio de alta en el Colegio Médico de Málaga.

Una investigación de la Organización Médica Colegial -que agrupa a todos los colegios de España- levantó las sospechas. La entidad colegial de Málaga comunicó entonces sus temores a la Fiscalía.

El juzgado que investigó los hechos acusa a este ciudadano francés de un delito de falsedad documental ya que, según apunta el auto de prisión, la Universidad de París donde decía que había estudiado certificó que "no ha expedido título alguno en cualquier especialidad médica a favor del imputado y que el número de registro que aparece al pie de los diplomas corresponden a otra persona".

También le imputa intrusismo profesional ya que el falso doctor se colegió como médico en Málaga. Además, en registros realizados con posterioridad por la Policía se incautaron hojas de seguimiento de pacientes y documentación que probaba que había recetado fármacos. "Prescribió medicamentos sin estar facultado para ello", apunta el informe policial. Por ello, se libraron mandamientos a las tres farmacias próximas a su clínica a fin de poder rastrear a los pacientes afectados.

El tercer delito del que se le acusa es el de cohecho por el supuesto pago de 30.000 euros que habría realizado el imputado al policía nacional Carlos F. B. en el marco de unas "diligencias investigadoras" iniciadas por éste último. El agente también está acusado.

El juez ordenó la prisión bajo fianza del falso facultativo argumentado que Pierjean Franck A. tenía otra causa pendiente en el Juzgado de Instrucción 3 de Marbella por lesiones imprudentes en el ejercicio de la Medicina por lo que "concurre un singular riesgo de sustracción a la Justicia toda vez que, como sostiene el Ministerio Fiscal, se trata de un ciudadano francés de considerable capacidad económica y que puede establecerse holgadamente fuera de nuestras fronteras, lo que frustraría la finalidad de este procedimiento".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios