Málaga

La familia de Amy da su apoyo a la de Mari Luz

  • La madre de la joven desaparecida afirma que los tienen en sus oraciones

El hallazgo del cadáver de la niña de Huelva Mari Luz Cortés ha supuesto un "duro golpe" para la familia de Amy Fitzpatrick, la joven irlandesa de 16 años desaparecida el pasado 1 de enero en Mijas y de la que aún no se tienen noticias.

En un comunicado difundido por la familia, la madre de la joven irlandesa expresó "su más sentido pésame" a los allegados de Mari Luz, a quienes dedica sus "pensamientos y oraciones" tras lo ocurrido.

"Sólo puedo imaginar la agonía de sus padres, a quienes cada día que pasaba sin encontrar a la pequeña sólo les podía mantener la esperanza de encontrarla con vida", recogía el comunicado, que señalaba que no se atrevía a pensar" cómo van a aceptar la situación.

Audrey Fitzpatrick "tiembla" cada vez que piensa en el momento en el que ella tenga que enfrentarse a una situación como esa, si bien sigue con la esperanza de encontrar a Amy "sana y salva", ya que una de las principales hipótesis con las que trabaja la Guardia Civil es que la menor se ha fugado de forma voluntaria.

Amy desapareció el día de Año Nuevo cuando regresaba a su casa tras pasar la Nochevieja con una amiga en una vivienda de la urbanización Calypso, en el núcleo de población de Mijas costa.

La joven es morena, delgada, con ojos azules, mide 1,65 metros y en el momento de su desaparición vestía un chándal con una camiseta Diesel negra.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios