Málaga

La iniciativa privada mueve una inversión de 30 millones en el área de Tabacalera

  • Alrededor de la antigua fábrica de tabacos, ahora en manos municipales, se impulsan cuatro promociones residenciales, con capacidad para unas 350 viviendas

Promoción de Osuna en el paseo marítimo de poniente, junto a otra de la Sareb. Promoción de Osuna en el paseo marítimo de poniente, junto a otra de la Sareb.

Promoción de Osuna en el paseo marítimo de poniente, junto a otra de la Sareb. / Javier Albiñana

La actividad urbanística en el entorno más directo de la antigua fábrica de tabacos de Málaga, la conocida Tabacalera, es frenética. Las grúas y los obreros, desde hace ya meses, conviven sobre hasta cuatro escenarios diferentes en los que se dejan ver ya los esqueletos formados de las que serán cuatro grandes promociones de viviendas. La concentración de ladrillo en un radio de menos de un kilómetro eleva este espacio de la zona oeste a la categoría de epicentro de la actividad urbanística en la capital de la Costa del Sol. Muestra de ello fueron las cifras aportadas ayer por el concejal del distrito de Carretera de Cádiz, a la vez que de Medio Ambiente, Raúl Jiménez, quien situó en unos 30 millones de euros la inversión que en este momento se está movimiento en esta pieza urbana.

Una cuantía atribuible, principalmente, a las promotoras privadas que, en cuatro edificaciones diferentes, están configurando inmuebles con capacidad para unas 350 viviendas. Y que suman a la intervención de edificación cargas añadidas como la construcción de una plaza de 10.000 metros cuadrados en la trasera de Tabacalera (valorada en unos 1,2 millones de euros) y parte de un colector de Emasa (por casi medio millón de euros).

Las promociones de Sareb y Osuna culminan la fachada del paseo marítimo

De este póquer de promociones la que se encuentra en un estado más inicial es justamente la que se localiza en la misma parcela de la antigua fábrica, objeto en su día del convenio que permitió al Ayuntamiento de Málaga hacerse con los viejos pabellones fabriles a cambio de recalificar a uso residencial los terrenos situados justo en la fachada de la calle Pacífico. Del grueso de la operación, que permitió a la mercantil francesa hacerse con más de 60 millones de euros por la venta de esos aprovechamientos, es realidad desde hace algunos años la mitad de las viviendas programadas, estando actualmente en construcción la otra mitad.

Es esa la tarea en la que ahora se encuentra afanada la promotora Avantespacia, la división inmobiliaria del grupo Inveravante, propiedad del empresario gallego Manuel Jové, conocido en el sector por ser el fundador de Fadesa, que fue vendida por una fortuna a Fernando Martín justo antes del estallido de la burbuja inmobiliaria. El proyecto incluye la ejecución de 135 pisos e incluye dos bloques de siete alturas, con espacios comerciales y zonas comunes en la planta baja. A ello se añaden dos plantas de sótanos para garaje y trasteros. A estos dos edificios hay que sumar otros dos ya construidos en este mismo espacio. De esta forma está próxima a completarse la gran operación de Tabacalera, plasmada en un convenio urbanístico firmado por el Ayuntamiento de Málaga y la multinacional Altadis en 2002.

En la calle Concejal Muñoz Cerván hay otra urbanización en marcha llamada Terrazas del Pacífico, promovida por la empresa madrileña Phoenix by Balabac y que, tras firmar un acuerdo, es comercializada por Solvia. Estará formada por 88 viviendas de dos, tres, cuatro y cinco dormitorios con áticos y bajos con jardín privado. Será un edificio de seis plantas, con semisótano para garajes y trasteros, seis portales y 4.300 metros cuadrados para zonas comunes, entre los que se incluyen piscina y jardines.

Los precios varían en función del tamaño, pero oscilan desde los 193.000 euros de un piso de dos dormitorios con garaje incluido hasta los 483.000 euros de un ático de cuatro dormitorios. La previsión es que la entrega de las viviendas sea una realidad en el primer trimestre de 2019, según se informa en la web de la empresa promotora, en la que también se precisa que actualmente solo quedan 10 viviendas disponibles para su compra.

Las otras dos intervenciones se ubican en el paseo marítimo de poniente. Una de ellas sobre una parcela propiedad de la Sociedad de Gestión de Activos Procedentes de la Reestructuración Bancaria (Sareb), el conocido como banco malo, cuya comercialización está en manos de Solvia. Incluye 54 viviendas de dos, tres y cuatro dormitorios con garajes, trasteros y una piscina comunitaria en la azotea, así como suelo de tarima, aire acondicionado o cocinas amuebladas. Según informaron en su momento desde la comercializadora, al poco de arrancar las obras la mayoría de los pisos ya estaban vendidos. Este edificio, de acuerdo con su estampa actual, está prácticamente finalizado.

Y justo al lado de este inmueble, en dirección este, se ubica la cuarta de las operaciones residenciales en curso, perteneciente a la inmobiliaria Osuna. La obra, según fuentes de la firma, se encuentra en su ecuador, dando cabida a 73 viviendas en régimen de alquiler. Con ambas actuaciones se dará por completada la fachada del paseo marítimo de Poniente dibujada en el marco del Plan General de 1997, con un total de 14 bloques de baja más seis y ático.

A estas cuatro promociones se puede incluir una quinta a unos cientos de metros de Tabacalera, también promovida por Osuna. Se trata de la primera fase de la urbanización Oceanía, con 36 viviendas, cuyas obras podrían quedar finalizadas en el último trimestre de este año.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios