Málaga

Seleccionado el jurado que juzga a una pareja por matar a un conocido en Málaga

  • Supuestamente dejaron su cadáver en el paseo marítimo

  • La Fiscalía solicita 19 años de cárcel para el hombre y 12 para la mujer

Imagen de archivo del lugar en el que fue hallado el cadáver. Imagen de archivo del lugar en el que fue hallado el cadáver.

Imagen de archivo del lugar en el que fue hallado el cadáver.

El jurado popular que juzgará esta semana a una pareja acusada de supuestamente matar a un conocido, al que se encontraron una noche de fiesta, y dejar su cadáver en el paseo marítimo de Málaga, ha quedado seleccionado este lunes y la declaración de los procesados tendrá lugar este martes.

Así lo informaron a Europa Press fuentes del caso, señalando que se ha producido un retraso en la selección de los miembros que formarán el Tribunal popular porque uno de los acusados manifestó al inicio su intención de renunciar a su abogado defensor, aunque finalmente se retractó de esta petición.

La Fiscalía solicita 19 años de cárcel para el hombre y 12 años para la mujer; mientras que la acusación particular, que representa a la familia, pide 25 y 15 años de prisión, respectivamente. Los hechos sucedieron en la noche del 29 al 30 de diciembre de 2018 en la capital, cuando los acusados salieron a cenar con otra pareja y se encontraron en un bar con la víctima, que se unió al grupo, siguiendo por otros locales hasta que cerraron, sin que se produjeran discusiones ni problemas. Según la acusación, el procesado conocía al fallecido del barrio y de prisión.

El fiscal señala en su escrito inicial que cuando se quedaron los tres en una playa, el acusado cogió un cuchillo, salió del coche, fue donde estaba la víctima y, supuestamente, “de forma sorpresiva y por la espalda”, la emprendió “a puñaladas con él, quien apenas pudo hacer nada para defenderse”. Según la acusación particular, el hombre lo “tenía premeditado”.

Así, el joven recibió hasta 18 puñaladas, que no produjeron de forma inmediata el fallecimiento, sino que, dice la acusación pública, “acabó muriendo desangrado” en los minutos siguientes en el maletero del coche donde supuestamente el procesado y su pareja, que “había presenciado toda la agresión”, lo metieron.

Después, la mujer condujo el vehículo, mientras el hombre se sentó en el asiento trasero y mandó varios mensajes al otro amigo que había estado la noche para, señala el escrito de conclusiones provisionales, “tratar de simular que había dejado a la víctima previamente” y no se le vinculara.

Cuando llegaron al paseo marítimo, detuvieron el coche y sacaron el cuerpo, relata el fiscal, “dejándolo en medio de la calzada para deshacerse del cadáver y ocultar su crimen”, dándose a la fuga un vehículo que circulaba por dicha vía pasó por encima del cuerpo al no darse cuenta a tiempo de que estaba allí. Tras esto, señala las acusaciones, los procesados fueron a la casa de la mujer para lavarse y deshacerse de la ropa manchada de sangre.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios