Málaga

Nuevo récord de visitantes en la Alcazaba y Gibralfaro, que incrementan un 33% su recaudación

  • La evolución en ambos monumentos ha crecido desde 2015, año que, en concreto, registraron un total de 737.135 turistas

Vista de la Alcazaba de Málaga. Vista de la Alcazaba de Málaga.

Vista de la Alcazaba de Málaga. / Javier Albiñana

El conjunto monumental de la Alcazaba y Gibralfaro de Málaga han vuelto este pasado año 2019 a batir récord de visitantes, hasta alcanzar los 1.258.265 lo que supone un 5,32 por ciento más que el año anterior, y han disparado su recaudación un 33 por ciento, hasta los 3,20 millones de euros.

En concreto, el pasado año la Alcazaba registró un total de 711.067 visitantes, frente a los 673.805 de 2018. Por su parte, Gibralfaro contabilizó en 2019 un total de 547.198 visitantes y en 2018, 520.935. Estos datos muestran una diferencia de 63.525 visitantes más de 2019 al mismo periodo del año anterior, lo que supone un aumento del 5,32%.

La concejala de Cultura del Ayuntamiento de Málaga, Noelia Losada, ha valorado que las cifras "son espectaculares y demuestran que la política de precios, pactada por mi grupo político, Ciudadanos, en el anterior mandato, es acertada y que la cultura tiene que tener un valor".

"Todos los años ambos monumentos baten récord y las previsiones que manejamos son alcistas, lo que demuestra que el patrimonio milenario de nuestra ciudad debe ser el eje central de nuestra acción política", ha incidido.

La evolución de visitantes en ambos monumentos, según los datos, ha ido creciendo desde 2015, año que, en concreto, registraron un total de 737.135 visitantes. En 2016 las visitas sumaron 896.375, un 21,60 por ciento más que en el año anterior; en 2017 los visitantes fueron 1.029.337 (un 14,83 por ciento más); en 2018 los ya citados 1.194.740 (un 16,07 por ciento) y en este pasado 2019 un total de 1.258.265 visitantes (un 5,32 por ciento más).

Recaudación

En relación con la recaudación, siendo el primer ejercicio completo con la nueva ordenanza con nuevas tasas que rige desde el 5 de junio de 2018, este 2019 ha alcanzado los 3,20 millones de euros (3.203.552 euros), frente a los 2,39 del año anterior, lo que supone un 33,83 por ciento más.

En concreto, la Alcazaba ha recaudado 1.741.191 euros (en el año 2018 había sido de 1.357.729 euros); por su parte, en Gibralfaro ha sido un total de 1.377.908 euros (1,03 en 2018).

Losada ha afirmado que este aumento de la recaudación "tiene como elemento positivo que se puede reinvertir cada vez más en la conservación de este conjunto, algo que tenemos presente".

Asimismo, ha destacado que "en los presupuestos que vamos a aprobar hay 150.000 euros de la Gerencia de Urbanismo y otros 15.000 para señalética e informatización, pero hay que seguir subiendo para próximos ejercicios la partida".

La evolución en la recaudación en ambos monumentos ha sido de 1.301.693 euros en 2015; en 2016 un total de 1.649.448 (un 26,72 por ciento). En 2017 sendos espacios registraron un leve descenso en la recaudación de un 0,77 por ciento, siendo la cifra total de 1.636.708 euros. Por su parte, en 2018 la recaudación fue de 2.393.665 euros (un 46,25 por ciento más) y en 2019 un total de 3.203.552 euros (un 33,83 por ciento).

Losada también ha recordado que el 24 de septiembre de 2019 se colocaron las nuevas máquinas expendedoras de tickets: "Estamos tramitando todavía más nuevas máquinas a través de un proyecto de inversiones financieramente sostenibles, por lo que se seguirá avanzando en aminorar las colas, que ahora mismo todavía son demasiado largas en días punta y eso siempre puede disuadir".

A juicio de la concejala de Cultura, "si mejoran los tiempos de respuesta y atención, es previsible que sigamos aumentando visitantes", ha incidido.

De igual modo, entre otras mejoras ha valorado que este año también han empezado a funcionar las audioguias, además de que "estamos trabajando para que a lo largo del 2020 se puedan vender entradas por Internet, ahora mismo hay un problema legal al tratarse de una tasa y no un precio público".

"Tenemos el deber de que el conjunto monumental más importante de Málaga pase a las siguientes generaciones en mejor estado que el actual. Y debemos ser ambiciosos e incluso no renunciar a realizar nuevas excavaciones en el recinto, en zonas como el Barrio de Viviendas", ha concluido.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios