El tiempo en Málaga Las temperaturas mínimas bajan hasta cinco grados en Málaga

  • la semana ha comenzado con una caída general en los termómetros, que se recuperarán el viernes y que, de cara al fin de semana volverán a descender

Tres mujeres con sombreros, en el centro de la capital Tres mujeres con sombreros, en el centro de la capital

Tres mujeres con sombreros, en el centro de la capital / Javier Albiñana

El otoño comenzará a dejarse notar esta semana en el tiempo en Málaga, suavizando el calor que todavía se arrastra del verano. La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) prevé para este martes una entrada de aire frío que afectará a los termómetros, especialmente a las temperaturas mínimas que bajarán hasta cinco grados en Málaga.

Según ha explicado el jefe del Centro Meteorológico de Málaga, José María Sánchez-Laulhé, la semana ha comenzado con una bajada general de las temperaturas, que se recuperarán el viernes y que, de cara al fin de semana volverán a descender.

La razón es la llegada de un frente frío bastante activo que afecta a toda la Península. De modo que para este martes se esperan en la capital 25 grados de máxima y 15 de mínima, frente a los 28 y 21, respectivamente, marcaban los termómetros el pasado viernes.

De media, en los próximos tres días las temperaturas mínimas en la provincia rondarán los 13 grados. Esto hará que el ambiente sea fresco, especialmente por las noches y a primeras horas de la mañana.

También se espera un descenso en las máximas, aunque más suave, ya que la masa nubosa se compensará con una entrada del viento de terral, que afectará al litoral malagueño este martes y miércoles y que suavizará las temperaturas en las horas centrales del día. Con esto, se colocan en la media histórica de esta fecha, que está alrededor de los 24 grados, tal y como precisó Sánchez-Laulhé.

Según ha explicado el jefe del Centro Meteorológico, los episodios de terral en Málaga son normales más allá de los meses estivales, aunque "no será el terral cálido del verano". "La Costa del Sol es un refugio para la gente del norte porque aquí el terral suaviza y amortigua el frío. Es algo habitual, que caracteriza fuera del verano a esta zona", argumenta.

El día más caluroso de la semana será el viernes, cuando otro golpe de calor suba el mercurio hasta los 28 grados, con mínimas de 16. Para el sábado se espera que el paso de un nuevo frente vuelva a refrescar el tiempo, aunque sin previsión de que traiga precipitaciones más allá de algunos chubascos que podrían darse en el norte de la provincia.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios