Málaga C.F.

La Junta de Accionistas se celebra sin contratiempos

  • Se reeligieron a los auditores, se acordó una financiación de 100.000 euros y se trató la situación de las accionistas de una ampliación de capital de 2010

Miembros que presidieron la Junta de Accionistas del Málaga CF.

Miembros que presidieron la Junta de Accionistas del Málaga CF. / Málaga CF

El Málaga CF celebró este miércoles su Junta General Ordinaria de Accionistas en la sala de prensa de La Rosaleda. Con el administrador judicial José María Muñoz al frente, y con D. Rafael Paniza como secretario y D. Joaquín Almoguera como asesor jurídico, ambos del Despacho de Garrigues Abogados. D. Manuel Tejuca García fue el notario. Lo más notorio fue el tercer orden del día en el que se trató la legitimidad de las acciones de una ampliación de capital en 2010.

Lo dos primeros de la junta aprobaron la "reelección de auditores para la elaboración de las cuentas anuales a los cierres de ejercicio a 30 de junio de 2022, 2023 y 2024" y en el segundo se aprobó una operación "de financiación en favor de la sociedad dominante para el pago de sus obligaciones corrientes por cuantía máxima de 100.000 euros". 

Además de los mencionados, también estuvieron en la Junta de Accionistas varios miembros de la Asociación de Pequeños Accionistas, (Antonio Aguilera, Francisco Valverde y José Miguel Bandera), y el consejero de Protocolo y Relaciones Institucionales del Málaga Francisco Martín Aguilar.

Fue uno de los presentes, Francisco Valverde, abogado de la APA, el que dio algunos detalles del último punto en Radio Marca Málaga. Unas acciones que se generaron en una ampliación de capital en 2010 y que no están legitimadas: "Hay muchas personas que adquirieron acciones en la ampliación de capital de 2010. Esas personas vienen reivindicándose. Querían que eso se legitimara, porque creen que son poseedores de esas acciones. El club ha dicho que no tienen el material necesario ni la capacidad legal para hacerlo. Nadie ha presentado nunca ningún tipo de reclamación. La duda se suscita porque esa ampliación se convoca, pero más tarde se anula. Las personas afectadas tendrían que haber impugnado esa anulación".

Casi todo el mundo rendía pleitesía al jeque. Se convocó a muchas personas para que ratificaran la compra de acciones. Se avisaba de que en caso de que nadie la ratificaba se le devolvería el dinero en su momento. Es un capital que está ahí en el limbo. La postura del club y del administrador es, que al no haber propietario, no puede ser juez. Lo único que puede hacer es que si hay personas que se consideran legítimas reclamen su derecho en un juzgado, y que el Málaga no será combativo. Ahora mismo esas acciones no existirían. No se sabe qué grado de realidad legal hay en esa situación. Si son hechos prescritos, si hay efectividad jurídica o no", concluía Valverde.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios