Málaga CF Manel Casanova, homenajeado por el Espanyol

  • La residencia del club perico, bautizada oficialmente con su nombre

La familia de Manel Casanova, en el acto de ayer. La familia de Manel Casanova, en el acto de ayer.

La familia de Manel Casanova, en el acto de ayer. / RCD Espanyol (Barcelona)

En el Espanyol nadie olvida la figura del gran Manel Casanova. El que fuera gran artífice del esplendor de La Academia del Málaga había obrado muchos años antes el milagro en la que fue su casa. Por eso el club perico quiso rendirle un nuevo homenaje, con la liturgia que exigía la ocasión, en el que de manera oficial se bautiza la residencia de la entidad.

En el acto, sencillo y discreto, como solía ser Casanova, estuvieron presentes muchos de los futbolistas que pasaron por sus manos, entre ellos el exjugador del Málaga Sergi Darder, que en su día recaló en Martiricos gracias a él. También hubo otro exmalaguista, el que fuera técnico del filial Josep Clotet.

Óscar Perarnau, director general deportivo del Espanyol, aseguró que es un "reconocimiento a una persona clave en el desarrollo de la parte deportiva del club. Fue también mi maestro deportivo. Humanidad, dignidad, humildad, trabajador, constante, generoso, valiente...".

Casanova falleció en agosto de 2017 tras sufrir un infarto mientras veía un partido de juveniles en el campo del Malaka. El catalán, que había tenido que pasar a un segundo plano en el Málaga por enfermedad, estaba volviendo a la acción porque no podía dejar de hacer lo que más le gustaba.

Su etapa al frente de La Academia del Málaga fue exitosa, no sólo por los resultados deportivos, que fueron magníficos, sino por lograr situar a la cantera blanquiazul entre las mejores de España. Además, dejó un patrimonio deportivo importante y jugadores por los que después el club ha tenido grandes ingresos (Fornals, Darder, En-Nesyri). El hombre de moda sin ir más lejos, Javi Ontiveros, fue un fichaje de Casanova.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios