Resultado y crónica del Noruega-Turquía en La ROsaleda Baño turco a Haaland en Málaga (0-3)

  • Casi 40 años después de acoger partidos del Mundial de España’82, La Rosaleda fue escenario de un partido oficial de selecciones en el que el crack noruego no dejó huella

Haaland contempla cómo celebran los turcos.

Haaland contempla cómo celebran los turcos. / Efe

En este anormal último año, en La Rosaleda se habían jugado partidos, además, lógicamente, de los partidos del Málaga, encuentros de fase de ascenso a Segunda A y Segunda B, uno de Copa del Rey del Rincón ante el Alavés, una semifinal de la Supercopa entre el Athletic de Bilbao y el Real Madrid. Pero este sábado se fue más allá. 40 años atrás, La Rosaleda sufría una gran remodelación porque el estadio se aprestaba a acoger partidos de la Copa del Mundo de España’82. Cuatro décadas después volvió a acoger un partido oficial de selecciones, un atractivo Noruega-Turquía en el camino a Catar’22.

La pandemia del Covid-19 propició que la federación del país nórdico, ante la imposibilidad de organizar el partido en su suelo por los estrictos protocolos, mirara a Málaga debido a que el pasado miércoles jugaba en Gibraltar. Durante una semana, Marbella ha estado en el candelero porque allí estaba uno de los jugadores más sugerentes ahora mismo en el fútbol mundial, Erling Braut Haaland, estaba allí concentrado, ahora que se habla de su futuro. Era el gran reclamo de un partido sin público en La Rosaleda, pero retransmitido en numerosos paíseis y que volvía a poner a Málaga en el foco. Además, como publicaba ElDesmarque, dejaba en las arcas del Málaga unos 50.000 euros (además de la estancia de los equipos en hoteles para la ciudad y provincia) en diversos conceptos.

Se esperaba a Haaland, pero fue la selección turca quien mandó y gobernó el partido en el césped de Martiricos. Abrió rápido el marcador mediante una transición iniciada por Calhanoglou, compañero de Brahim y Samu Castillejo en el Milan, y culminada por Ozan Tufan en el minuto 4. Sorloth pegó un tiro al poste por Noruega, pero Caglar Soyuncu cabeceó un córner para hacer el 0-2 antes del descanso. Y, de nuevo, Ozan Tufan, con un golazo con un disparo desde fuera del área, puso el 0-3 definitivo ante un Haaland y una Noruega impotente.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios