Concierto de Revólver en Málaga Cuando la sencillez se hace grande

  • Revolver presentó este viernes su ‘Básico IV’ en un Teatro Cervantes lleno

Carlos Goñi, en el concierto de Revólver en el Teatro Cervantes. Carlos Goñi, en el concierto de Revólver en el Teatro Cervantes.

Carlos Goñi, en el concierto de Revólver en el Teatro Cervantes. / Daniel Pérez / Teatro Cervantes (Málaga)

Carlos Goñi confesaba hace unos días en una entrevista para este periódico que el teatro es el lugar ideal para los conciertos y que jamás debió salir de ese espacio escénico. Algunos estarán de acuerdo, otros no tanto, pero en lo que sí coincidirá todo su público malagueño que este viernes visitó el Teatro Cervantes es en la calidad musical de su banda, en que las buenas canciones son inmortales y en que un concierto en un teatro siempre va a tener algo especial.

A eso de las 20:00, el coliseo malagueño se preparaba para disfrutar del concierto de Revólver, que llegó a la ciudad para presentar el cuarto Básico. El nacimiento de este disco empezó con una gira de celebración del 25 aniversario del primer Básico que lanzó la carrera musical del artista y de alguna manera supuso un antes y un después en la música española. Se trataba del primer unplugged o concierto sin enchufe grabado en el país. El 23 de enero de este año la banda llegó al Circo Price de Madrid asegurando que era el último concierto de la gira 25 aniversario de Básico. En mitad del concierto y por sorpresa, Carlos le dijo al público que estaba asistiendo a la grabación en directo del Básico IV. Ese acontecimiento derivó en la gira que paró este viernes en la capital de la Costa del Sol.

Una banda especial, con la que Carlos asegura que está viviendo la mejor gira de su vida, hizo un repaso por toda su discografía, desde Revólver (1990) hasta Capitol (2017). Con camiseta negra, unos vaqueros rotos y con una guitarra acústica en la mano saludaba Carlos a su público, en su mayoría con algunos años de más. “Señor ingeniero, ilumíneme la sala, quiero ver con quién me juego los cuartos esta noche”, bromeaba el artista. Tan solo una guitarra, una armónica y voz hicieron sonar la primera canción, Por un beso.

Esta noche tengo más de lo normal siguió el set list y logró emocionar los asistentes. Con Más tequila salieron al escenario los músicos de la gira, Manuel Bagües al bajo, Julio Tejera al piano, Josvi Muñoz al saxo, clarinete y acordeón y Miguel Giner  a la batería.

“A ver si conocéis esta, os escucho”, comentaba Carlos antes de interpretar la conocida Tu noche y la mía, coreada por todo el teatro entre risas y también lágrimas de quien recordaba primeros besos. Como el de Virginia a Carlos, una noche de verano con 11 años tal y como recuerda su canción Campanilla. Una canción que también habla del pasado como “un lugar oscuro en el que no hay que vivir y que huele a moho y prefiero lo que tenga que venir”. Mientras, melodías de clarinete sobre pentatónicas de blues adornaban el tema.

Transcurrió así un viaje musical lleno de recuerdos y vivencias en el que la delicadeza de la música y las fuerza de las letras logró llegar a los corazones de los malagueños. Con anécdota y anécdota entre canción, Carlos Goñi cerro un concierto íntimo y cercano en el que supo demostrar que el teatro es un lugar muy especial para escuchar música y cómo no, para emocionar.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios