Cultura

Paula Coronas rescata en un disco a cinco compositores malagueños del XIX y el XX

  • Junto a los célebres Eduardo Ocón y Lehmberg Ruiz ha recuperado otros nombres más olvidados como Rafael Mitjana, Cobos-Quiles y González Palomares Grabará en septiembre

"Hay que abrirse al mundo sin perder el pie", dice la pianista Paula Coronas. Por eso, aunque toque a autores como Debussy y Scriabin, a esta malagueña le gusta profundizar en sus raíces y tener a su tierra como referencia. Y, por qué no, como fuente de estudio. Hace dos años, para un homenaje al pianista, compositor y antiguo presidente de la Sociedad Filarmónica de Málaga Manuel del Campo, se le ocurrió la idea de "fabricar" una recopilación de autores malagueños. Ahí empezó una investigación que la ha llevado desde el conocido Eduardo Ocón hasta otros músicos mucho más olvidados. Ahora reunirá en un disco partituras de cinco figuras de los siglos XIX y XX: Eduardo Ocón, Emilio Lehmberg Ruiz, Rafael Mitjana, José Cobos-Quiles y Joaquín González Palomares.

Del 22 al 24 de septiembre se grabará el disco número 11 de su carrera profesional. Se hará en el legendario Steinway de la Sala María Cristina y gracias al patrocinio de Unicaja. "Siempre se implican en mis proyectos", agradece y confiesa que el piano de cola que atesora más de un siglo de antigüedad la tiene "atrapada". "Tiene una gran calidez y calidad, es muy receptivo, tiene una gran flexibilidad para responder a los matices de la interpretación, al calado", explica Coronas.

Las piezas que van a componer el disco han supuesto, en algunos casos, verdaderos descubrimientos para Paula Coronas. "Más del 50% de las obras son inéditas, ni se habían grabado ni tocado antes", apunta. Uno de los hallazgos más significativos ha sido la SuiteMálaga de Emilio Lehmberg Ruiz. Se trata de cinco danzas andaluzas tituladas Bulerías del Perchel, Malagueña, Gibralfaro, El Puerto y Pedregalejo con las que este compositor llevó el folclore la clásica. "A través de un piano interpreta la bulería o la malagueña en un sentido más pensado, más intelectual, es bastante curioso", explica Coronas, que ya ha introducido piezas sueltas de la Suite en algunos de sus recitales. "Me parece muy natural tocarlo porque es un folclore nacionalista muy llevado a mi tierra, algo muy cómo de tocar para mi", confiesa.

Rafael Mitjana es uno de los grandes olvidados, según considera la pianista. "Su legado está en Oslo, fue diplomático de carrera, músico, un gran compositor y pianista, también pedagogo y articulista", señala. Para el disco grabará dos danzas españolas "bastante interesantes". Si Mitjana supone el academicismo y Lehmberg "la gracia y la chispa", Eduardo Ocón es el más emblemático de los compositores malagueños. "Su obra es más completa, tiene música de cámara, religiosa, orquestal...", subraya Coronas que hará volar sus dedos con Rapsodia Andaluza, "una de mis piezas estrella, porque es de ejecución muy difícil, de brillantez, hecha para sorprender al público", asegura.

De José Cobos-Quiles interpretará Soñando, una pieza de corte romántico de la colección Páginas Líricas y que será la que probablemente abra el disco. En este trabajo también ha querido rescatar una pieza compuesta por Joaquín González Palomares y transcrita al piano por Manuel del Campo titulada Tánger.

"Ha sido un descubrimiento sorprendente, pianísticamente aporta mucho por la técnica, la escritura muy depurada, es una selección muy completa en el sentido folclorista, un paradigma para la investigación de música nacionalista, creo que es un estudio musical muy valioso", considera Coronas. De esta forma se podrán acercar a la música malagueña estudiosos y alumnos de conservatorio. A finales de este año saldrá al mercado este trabajo que posteriormente se presentará en distintos escenarios.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios