Cultura

Resonancias poéticas para el otoño

Orquesta Filarmónica de Málaga. Teatro Cervantes. Fecha: 4 de noviembre. Director: Edmon Colomer. Barítono: José Antonio López. Aforo: Casi lleno.

Después de algunos invitados ilustres, el viernes volvía a tomar las riendas de la OFM Edmon Colomer. El quinto concierto de la temporada estuvo marcado por la impronta personal del titular, tanto en su concepción, como en su ejecución.

La de Colomer es una filosofía musical construida en torno al concepto de vínculo. El sentido de la creación musical adquiere así una naturaleza relacional, que se manifiesta en sus conexiones con otras dimensiones de una experiencia vital más amplia, que le sirve de inspiración: las raíces, el folclore o -como en el caso de este Espejos Literarios II. Rückert, Ritter y Verlaine- la poesía.

Asimismo, se va consolidando el sonido que habrá de marcar esta época de la OFM; quizás falte todavía ensamblar alguna pieza, pero es indudable que la orquesta muestra ya rasgos de una personalidad reconocible en todos los terrenos. La OFM recuperó para este concierto la obra de García Román, La Chanson d'automne, que ya estrenara en 2002; una sucesión de desconcertantes escenarios sonoros, separados por tensas y agudas transiciones, que despliega una gran riqueza de matices, especialmente de percusión. En un registro igualmente contemporáneo se desenvuelve Mahler-Moment, del inclasificable Dieter Schnebel; delicadeza en grado sumo para una música casi imperceptible, una brisa lejana. Ambas piezas, que no se antojan fáciles, fueron ejecutadas con brillantez.

Y de ahí nos retrotraemos a la escena postromántica con los Kindertotenlieder, de Mahler y Muerte y transfiguración, de Strauss. Es en estas composiciones donde más se evidencian la claridad tímbrica y la definición de un discurso musical descargado de redundancias que evita la exageración efectista. Sólo los metales -ay-, acertados en los conciertos anteriores mostraron falta de contención en el poema sinfónico de Strauss. Por otra parte, la voz de José Antonio López (con una actuación magnífica en El Sueño de Geronte del pasado concierto de Navidad) quizás sea oscura en exceso para estos lieder mahlerianos, que carecieron del color de otras versiones.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios