Coro de ópera de málaga La formación cumple 20 años de vida

Dos décadas de entrega altruista a la magia de la lírica

  • El coro malagueño celebra hoy la efeméride con un recital benéfico en el Cervantes

Su presencia no es protagónica pero sin ella la temporada lírica del Teatro Cervantes no sería la misma. El Coro de Ópera de Málaga lleva veinte años acompañando a la Orquesta Filarmónica de Málaga (OFM) y dando vida al repertorio de ópera y zarzuela del coliseo municipal. Por sus filas han pasado diferentes voces, todas ellas amateur pero "manteniendo prácticamente el mismo alto nivel desde el principio", afirma Francisco Heredia, su director desde 2002. Esta noche la formación regresa a su hábitat natural con un recital benéfico cuya recaudación irá destinada a apoyar a las ONG Cudeca (Cuidados del Cáncer) y la Ciudad de los Niños, en los Asperones. Con piezas de Puccini, Rossini, Mozart, Verdi, Bretón, Amadeo Vives y Gounod, el coro festejará sobre las tablas del Cervantes dos décadas de prolífica trayectoria.

En octubre de 1988, la dirección del Cervantes, con la ayuda de la profesora de Canto, María José González y el pianista Manuel Del Campo decide dar forma a la idea de crear un coro de ópera para el citado teatro. En ese otoño empezaron las audiciones y de ahí salieron "las mejores voces de todos los coros que había en Málaga", recuerda Heredia.

A partir de ese momento la formación ha ido desarrollando su leiv motiv, dividido en dos facetas: la participación en el programa de óperas y zarzuelas; y la sinfónica coral, es decir, el acompañamiento puro (sin dramaturgia) de la OFM Entre los hitos que han marcado la evolución de esta agrupación, Heredia destaca Turandot de Puccini en 1995, o la ópera Lucia de Lamermoor (también de Puccini) con la soprano Kathlen Casella interpretando el Aria de la Locura. "Fue mágico, recibió una ovación de tres minutos, todo el teatro se paralizó", recuerda.

Los momentos para el recuerdo se suceden en la memoria de quien fuera también batuta de la formación malagueña durante la segunda temporada (1991-1992). Como la vez en la que interpretaron La vida breve de Falla dirigida por García Asensio con Lucero Tena como bailarina invitada; o las visitas al Teatro de la Maestranza de Sevilla. En una de ellas los miembros del coro dirigidos por el maestro Odón Alonso cantaron las zarzuelas La verbena de la Paloma y El bateo. Heredia no deja fuera del currículo del coro las escenas vividas (también sobre el escenario hispalense ) bajo la dirección del cineasta y productor operístico Franco Zefirelli en La Boheme. Sencillamente "inolvidable", expresa.

A lo largo de estas veinte temporadas, el coro se ha forjado un repertorio de más de 40 títulos operísticos diferentes y cerca de una veintena de zarzuelas, abarcando muy diversos periodos y autores.

Junto a la figura del director, en una agrupación de estas características es igualmente relevante la del maestro repetidor. El primero en asumir estas funciones fue Manuel del Campo (presidente de la Academia de Bellas Artes de San Telmo). Juan Jesús Peralta tomó el relevo posteriormente, y las últimas nueve temporadas le ha tocado al pianista Sergio Montero.

Tras participar el pasado 26 y 28 de junio en La flauta mágica al Coro de Ópera de Málaga le esperan nuevos retos. Y entre ellos "un bombón", define Heredia para referirse a la escenificación por tercera vez de Carmen de Bizet, en junio de 2010, de nuevo , junto a la OFM.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios