Cultura

De los sones compartidos

  • El compositor malagueño Jesús Durán produce un nuevo proyecto discográfico auspiciado por National Geographic y grabado en Colombia

El productor y compositor malagueño Jesús Durán. El productor y compositor malagueño Jesús Durán.

El productor y compositor malagueño Jesús Durán. / javier albiñana

La cita es en Doña Mariquita, en la Plaza de Uncibay, mientras rumberos frenéticos, vendedores de lotería y turistas alucinados rodean con estrépito la conversación. "Yo no estoy en la música para competir. Estoy para compartir": quien habla es Jesús Durán, un músico imprescindible en estos lares que desde hace años protagoniza una resonancia nacional e internacional bien prometedora como compositor y productor. Empezó tocando el teclado en la Lito Blues Band a los 17 años ("Lito me enseñó a escuchar músicas mucho más allá del rock. Siempre he sentido un gran respeto por él", afirma) y desde entonces ha comparecido en los escenarios más variopintos dentro de las formaciones más heterogéneas, tanto en lo que tiene que ver con el blues como arrimado a otros muchos géneros. Su aspecto, signo de su índole libertaria, le convirtió en su momento en inconfundible ("Hay quien me ve como Papá Noel y quien me ve como un mendigo; pero siempre digo que, si me ves como Papá Noel, a lo mejor te hago un regalo"), aunque, paradójicamente, ha sido su trabajo detrás el que le ha reportado una mayor proyección. Hoy día es un compositor cada vez más reclamado, especialmente en el sector de las artes escénicas, y un productor con encargos acumulados a los mandos en orillas cada vez más remotas. En su agenda, de hecho, figuran proyectos de altura como el que le llevará próximamente a Colombia para producir un proyecto discográfico que, con la colaboración de National Geographic, contará con una amplia nómina de músicos internacionales para la promoción de la conciencia medioambiental en todo el mundo.

Este proyecto, explica Durán, lleva por título El cajón vuela y se articula en torno al colectivo Jacana Jacana, en el que militan músicos (de hecho, en sus filas figuran miembros de algunos de los grupos de rock más populares de Colombia), biólogos y educadores para la divulgación de la abrumadora diversidad de la vida natural del país latinoamericano. Con el apoyo de National Geographic, la labor de Jacana Jacana se verá reforzada con un álbum en el que participarán artistas de otros países para, precisamente, extender esta labor de divulgación, así como la ayuda humanitaria, a otros muchos territorios. Y es aquí donde entra en acción Jesús Durán, quien se hará cargo de la producción de la participación española. El cajón vuela ya está bien asentado en Colombia y Argentina y constituye "una ilusión enorme" para Jesús Durán, quien de hecho confía en que esta experiencia se traduzca en nuevas oportunidades para producir música en América Latina. Eso sí, mientras tanto su labor de productor también echa raíces en su ciudad: acaba de terminar la producción del nuevo disco de Bendito, Karma con calma, que saldrá próximamente a la venta; y actualmente anda enfrascado en el debut de una de las bandas más prometedoras del panorama musical malagueño, Mitad Doble, que prepara su primer álbum tras llevarse con éxito el gato al agua en diversos certámenes.

Todo esto sucede poco después del estreno absoluto, el mes pasado en el Teatro Romano de Málaga, del último espectáculo de Rafael Amargo, Dionisio. La vid y las mil noches (en referencia a Dioniso, dios griego de la vendimia), que prepara su próxima gira internacional y para el que Jesús Durán compuso la música. "Ahí pude trabajar con dos grandes de la escena española como Amargo y el coreógrafo Ramón Oller", apunta Durán, quien evoca su ya abultado vínculo con las artes escénicas: "Empecé con la compañía Surterráneo. Su directora, Angélica Gómez, me llamó para tocar en un espectáculo con música en directo y fue ella la que me animó a componer para la escena. Después vinieron Pata Teatro y Virginia Nölting, que contó conmigo para sus proyectos más musicales y personales. Luego, gracias a Eduardo Velasco y su compañía Avanti pude trabajar a las órdenes de Andrés Lima en El jurado, que fue todo un éxito". En lo que a composición se refiere, su agenda también incluye para el futuro inmediato retos interesantes, con lo que sonará Jesús Durán para rato en el teatro y en otros muchos sitios. Para un señor con el corazón tan grande, el mundo cabe en un bocado.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios