Los datos del Balance de la Criminalidad del Ministerio del Interior referidos al primer trimestre de 2022 refleja que suben con fuerza los robos con violencia y los hurtos. También los delitos contra la libertad sexual, que se incrementan en ese periodo casi un 13% en la capital. El único delito penado que baja es el de homicidios dolosos y asesinatos consumados. El informe concluye que entre enero y marzo, la criminalidad en Málaga se ha incrementado un 29,7%. Son números, pero detrás siempre hay personas por lo que las administraciones siempre deben poner todos los medios contra la actividad delictiva.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios