Málaga Hoy En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Provincia

Coronavirus: Benalmádena aplaza el pago del IBI a empresas, autónomos y vecinos

  • El Ayuntamiento lanza un paquete de medidas fiscales para combatir los efectos del coronavirus en la población local

El alcalde de Benalmádena, Víctor Navas, en una videoconferencia. El alcalde de Benalmádena, Víctor Navas, en una videoconferencia.

El alcalde de Benalmádena, Víctor Navas, en una videoconferencia. / M. H. (Benalmádena)

El Ayuntamiento de Benalmádena aplazará el Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) a empresarios, autónomos y particulares, una medida fiscal incluida en el plan extraordinario del Consistorio para hacer frente a los efectos del Covid-19, según ha anunciado este miércoles el alcalde, Víctor Navas.

“Contención de la expansión del virus, cobertura de la población en riesgo de exclusión social, medidas fiscales y de apoyo a colectivos y un plan extraordinario tras la salida de la crisis sanitaria son las cuatro principales líneas de acción en las que estamos trabajando”, ha recordado el primer edil, quien ha señalado que las nuevas medidas persiguen “aliviar la carga fiscal a vecinos y vecinas, empresarios y autónomos de Benalmádena”.

A esto se suma el aplazamiento de la tasa de basura industrial y el Impuesto sobre Actividades Económicas (IAE) para las empresas del sector servicios y la hostelería que mantengan su actividad y todos los puestos de trabajo de su plantilla, así como la exención del pago del impuesto sobre construcciones, instalaciones y obras (ICIO) a las obras menores. Otras de las medidas fiscales impulsadas por el Ayuntamiento tienen que ver con la subvención del IBI a familias vulnerables, la exención de la parte proporcional de las tasas de aprovechamiento de playas, vía pública o mercadillo o el pago aplazado de hasta 30.000 euros de deudas tributarias por un periodo de seis meses para las pymes y los autónomos.

El Ayuntamiento también ha puesto en marcha una bolsa de subvenciones para el alquiler residencial del 95% del IBI para los propietarios que destinen su vivienda al alquiler de larga duración y el aplazamiento de los tributos para las economías más sensibles, adecuados a sus posibilidades y estableciendo planes de pago a medida. Además, se ha suspendido la zona azul mientras dure el estado de alarma, se han aplazado “los impuestos de vehículos de tracción mecánica, vados y cementerios” y descuentos en la tasa por el uso de dependencias municipales en los espacios jóvenes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios