Turismo

El destino de interior se pone de moda

Lago junto a la entrada a la Cueva del Gato Lago junto a la entrada a la Cueva del Gato

Lago junto a la entrada a la Cueva del Gato / Javier Flores (Benaoján)

Los destinos de interior comienzan a tener afluencia de visitantes y los espacios en los que las actividades al aire libre son viables ya presentan cierta frecuencia de turistas que se espera que pueda ir creciendo conforme avanza la desescalada hacia la etapa de la nueva realidad; que se mantendrá hasta contar con una vacuna o tratamientos específicos para hacer frente al Covid-19.

Incluso entre semana es ya posible encontrarse con numerosos visitantes y senderistas que han decidido realizar algunas de sus primeras excursiones a la Serranía de Ronda, una de las zonas de la provincia que cuenta con una gran cantidad de rutas y diversas zonas de baño en las cuencas de los diferentes ríos con los que cuenta.

Una de ellas es la situada en el Valle del Guadiaro, que permite recorrer un amplio sendero entre la Cueva del Gato, uno de los parajes naturales preferidos en el verano, y la localidad de Jimera de Líbar, con parada intermedia en la Estación de Benaoján.

Cruce del cauce Del Río Guadiaro en la Estación de Benaoján Cruce del cauce Del Río Guadiaro en la Estación de Benaoján

Cruce del cauce Del Río Guadiaro en la Estación de Benaoján / Javier Flores (Benaoján)

Además, esta ruta que discurre junto al cauce del río Guadiaro permite a los visitantes contar con numerosas opciones para realizar una parada y tomar un baño, ya que son numerosas las zonas del río en las que pueden refrescarse. Además, en la actualidad el verde de la abundante vegetación ofrece una belleza añadida a una zona que ya cuenta con un gran atractivo natural durante todo el año.

Algunos no han dudado en desplazarse de provincias próximas para disfrutar de estos parajes que ahora, a pesar de que comienzan a llegar los primeros visitantes, tienen una afluencia muy inferior a la que registrarían cualquier otro año con la entrada del verano. De hecho, todavía se puede disfrutar de una zona como la Cueva del Gato y las cristalinas aguas de su lago casi en la soledad y sin ningún tipo de problema para respetar las distancias de seguridad.

Hemos venido desde Jerez para pasar el día, ya lo conocía, pero hemos pensado que ahora tenía que estar todavía más bonito”, explica una joven pareja jerezana que se habían desplazado esta pasada semana junto a su hijo a este paraje natural.

Visitantes llegando a la Cueva del Gato Visitantes llegando a la Cueva del Gato

Visitantes llegando a la Cueva del Gato / Javier Flores (Benaoján)

Incluso algunos de los visitantes encuentran un atractivo especial en los pasos de piedra o los construidos en pequeñas represas para salvar el cauce. Y es que estos puntos de cruce son los que han quedado habilitados para acceder a la propia Cueva del Gato o la Estación de Benaoján tras derrumbar la última riada los dos puentes de acceso que existían para llegar a estos puntos, y que siguen sin ser reconstruidos hasta el momento.

Además, esta ruta cuenta con la peculiaridad de que dispone de un amplio equipamiento de restauración tanto en los extremos en los que pueda iniciarse, como en el punto intermedio, por lo que tampoco es necesario cargar con un exceso de comida si se prefiere ir más ligero, lo que hace que con llevar bebida y algo para picar sea suficiente. Y es que en los tres puntos se pueden encontrar diferentes restaurantes y bares en los que puede comer si se opta por no ir cargados.

Entrada del camino a la Estación de Benaoján Entrada del camino a la Estación de Benaoján

Entrada del camino a la Estación de Benaoján / Javier Flores (Benaoján)

Además, también poseen los tres puntos alojamientos, lo que hace que también sea una zona en las que realizar distintos recorridos o deportes de aventura, ya que existen caminos que conducen hacia otras zonas del parque, escalada y vías ferratas.

Mientras tanto, las viviendas rurales de la zona que están dotadas con piscina tienen en estos momentos una alta demanda de clientes y en algunos casos es prácticamente imposible conseguir ya una reserva de cara a los meses de verano.

De hecho, no solo en esta zona, en toda la Serranía de Ronda la demanda de este tipo de viviendas está siendo muy elevada en estos momentos y es complicado encontrar días libres.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios