Málaga Hoy En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Estudios sobre el origen de la pandemia

El pangolín vuelve a ser señalado como el origen de la pandemia

  • Un estudio identifica un coronavirus similar al que ahora infecta a los humanos en la población de pangolín malayo del sur de China

  • Los autores del estudio piden la paralización de la venta de carne y escamas del animal

Dos pangolines Dos pangolines

Dos pangolines

Cuando los casos se amontonaban uno detrás de otro en China, se empezó a especular y apuntar al murciélago como el origen, después fueron también los ratones. Más tarde empezó a acusarse al pangolín como culpable del inicio de la pandemia que recorre el mundo entero.

La Sociedad Mundial para la Protección de los Animales ya advertía en febrero de que millones de pangolines son "robados" de la naturaleza para su uso en la medicina tradicional en Asia y África debido a sus creencias tradicionales, un problema que se había convertido en un riesgo para la salud humana.

Ante esta situación la organización internacional ya era clara y tenía un objetivo: "no es sorprendente que los pangolines estén implicados en el brote de coronavirus".

Una nueva investigación de un prestigioso virólogo evolutivo que trabaja con científicos de China y otros países, el profesor Edward Holmes, apunta al pangolín como probable origen de la pandemia de coronavirus y pide que se adopten políticas de salud pública de modo que se controle el comercio ilegal de vida silvestre de animales exóticos y la retirada de mamíferos silvestres y aves de los mercadillos.

Cómo el nuevo coronavirus que causa covid-19 dio el salto de los animales a los humanos es un enigma que los científicos están tratando de resolver a medida que la humanidad se enfrenta a la pandemia mortal que azota el mundo.

En la primera línea de este trabajo científico está el profesor Edward Holmes, un virólogo evolutivo que ocupa un puesto conjunto con la Facultad de Ciencias de la Vida y el Medio Ambiente y la Facultad de Ciencias Médicas de la Universidad de Sydney.

Ha estado trabajando estrechamente con científicos de China y de todo el mundo para desbloquear el código genético del SARS-CoV-2, que es el virus que causa el covid-19, para comprender sus orígenes y ayudar en la carrera en la que participan otros científicos para encontrar una vacuna efectiva.

Su trabajo también ayudará en el control y prevención de otros virus que podrían transferirse potencialmente de la vida silvestre a los humanos, causando lo que se conoce como enfermedades zoonóticas.

Ya este año, el profesor Holmes es coautor de cuatro artículos sobre el nuevo coronavirus, incluidas dos de las primeras descripciones del virus, publicados en prestigiosas revistas como Nature y The Lancet, y esta semana publica dos más.

Presentado para su publicación anticipada el jueves por Nature después de una revisión por pares, el primer documento identifica un coronavirus similar al que ahora infecta a los humanos en la población de pangolín malayo del sur de China. El profesor Holmes es el único académico firmante del documento que no tiene sede en China.

Comprender la vía evolutiva por la cual este nuevo coronavirus se ha transferido a los humanos nos ayudará no solo a combatir la pandemia actual, sino también a identificar futuras amenazas de otros coronavirus en otras especies, y este documento es una parte importante para resolver ese rompecabezas.

El profesor Holmes explica: "El papel que juegan los pangolines en la aparición del SARS-CoV-2 (la causa del COVID-19) aún no está claro. Sin embargo, es sorprendente que los virus de pangolín contengan algunas regiones genómicas que están muy relacionadas para el virus humano. El más importante de estos es el dominio de unión al receptor que dicta cómo el virus puede unirse e infectar células humanas".

El documento identifica a los pangolines como posibles huéspedes intermedios para el nuevo virus humano que ha surgido. Los autores piden que estos animales y otros sean retirados de los mercadillos para evitar la transmisión zoonótica a los humanos.

"Está claro que la vida silvestre contiene muchos coronavirus que podrían surgir potencialmente en humanos en el futuro -advierte Holmes-. Una lección crucial de esta pandemia para ayudar a prevenir la próxima es que los humanos deben reducir su exposición a la vida silvestre, por ejemplo prohibiendo los mercadillos y el comercio de vida silvestre".

La semana pasada, 'Nature Medicine' publicó una investigación en coautoría del profesor Holmes de científicos del Instituto de Investigación Scripps en La Jolla California, la Universidad de Edimburgo, la Universidad de Columbia en Nueva York y la Universidad de Tulane, Nueva Orleans.

Ese documento ha disipado la idea fantasiosa de que el nuevo coronavirus era un agente biológico fabricado. Utilizando el análisis comparativo de datos genómicos, los científicos muestran que el SARS-CoV-2 no es una construcción de laboratorio o un virus manipulado a propósito.

"Simplemente no hay evidencia de que el SARS-CoV-2, la causa del covid-19, haya salido de un laboratorio --reitera el profesor Holmes-. En realidad, este es el tipo de evento de emergencia de enfermedad natural que tienen los investigadores de mi campo hemos estado advirtiendo durante muchos años".

Ese documento se ha convertido rápidamente en el estudio académico mejor clasificado de todos los tiempos según lo medido por Altmetric, una compañía que controla la cobertura de los medios de los trabajos de investigación.

Y hoy, el profesor Holmes publica un comentario en la revista Cell con su colega el profesor Yong-Zhen Zhang, del Centro Clínico de Salud Pública de Shanghai y la Facultad de Ciencias de la Vida de la Universidad de Fudan, en Shanghai.

En ese artículo, describen el conocimiento actual de lo que revelan los datos genómicos sobre la aparición del virus SARS-CoV-2 y discuten las lagunas en nuestro conocimiento.

Esto incluye tomar muestras del mercado de Wuhan, donde se cree que se originó el virus. El documento dice que ahora se han obtenido "secuencias genómicas de 'muestras ambientales' - probables superficies - del mercado y el análisis filogenético revela que están muy estrechamente relacionadas con los virus muestreados de los primeros pacientes de Wuhan".

Sin embargo, el profesor Holmes y el profesor Zhang se apresuran a señalar que como "no todos los primeros casos estaban asociados al mercado, es posible que la historia de emergencia sea más complicada de lo que se sospechaba".

El documento dice que el virus SARS-CoV-2 probable que se convierta en el quinto coronavirus endémico en la población humana. Concluye que "los coronavirus claramente tienen la capacidad de saltar los límites de las especies y adaptarse a los nuevos huéspedes, lo que hace que sea fácil predecir que surgirán más en el futuro".

La forma en que respondamos a eso requerirá más investigación para ayudar a desarrollar políticas de salud pública. Así, señalan políticas y otras medidas para ayudar a evitar que otros coronavirus se conviertan en un peligro para la salud de los humanos.

Estas medidas deben pasar por la vigilancia de coronavirus animales en una variedad de especies de mamíferos. Se sabe que los murciélagos portan muchos coronavirus, sabemos poco acerca de qué otras especies portan estos virus y cuál tiene el potencial de emerger en humanos.

Asimismo, recomiendan aumentar la acción contra el comercio ilegal de vida silvestre de animales exóticos y la retirada de la vida silvestre de mamíferos y quizás aves de los mercadillos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios