Tendencias

Cinco propuestas con las que decorar tu dormitorio y convertirlo en la parte con más glamour de tu casa

El dormitorio debe ser la parte más relajante de la casa. El dormitorio debe ser la parte más relajante de la casa.

El dormitorio debe ser la parte más relajante de la casa. / M. G.

Tal vez no sea la parte de casa en la que más tiempo pasamos, pero el dormitorio es la zona más personal de toda la casa. Una especie de pequeño universo en el que perdernos, ya sea a la hora de dormir o para tener nuestro propio ratito de paz, el dormitorio se convierte en una extensión de nosotros mismos. Por eso, el modo de decorarlo es clave. Hay que tener en cuenta que esta estancia debe ser funcional y debe convertirse en la habitación más relajante de toda la casa para lograr un descanso placentero que, a fin de cuentas, es lo que todos buscamos cuando nos metemos en nuestro dormitorio.

Ahora que vamos a pasar mucho tiempo en casa y que es probable que sintamos esa necesidad de relajación con bastante frecuencia, es el momento para aprovechar y darle un nuevo aire a nuestro dormitorio. Sin olvidar la funcionalidad, las tendencias actuales en decoración de dormitorios están enfocadas en crear un espacio que nos transporte a nuestros orígenes y con el que sentirnos identificados. Aquí te lanzamos cinco propuestas con las que conseguir el efecto relajante y funcional en tu dormitorio, pero sin perder un ápice de glamour.

Apuesta por los tonos neutros

Los colores juegan un papel fundamental a la hora de generar sensaciones. El dormitorio debe ser esa estancia en la que lograr un estado de relajación, por eso apostar por los tonos neutros es un acierto. Olvida los tonos excitantes y chillones y busca el equilibrio armónico entre el blanco, beige y marrón para hacer de tu dormitorio un lugar en el que se respire paz.

Dormitorio decorado en tonos neutros. Dormitorio decorado en tonos neutros.

Dormitorio decorado en tonos neutros. / M. G.

Recurre a un cabecero tapizado

En terciopelo y en una tonalidad que haga contraste con las paredes, un cabecero tapizado es una buena opción para ganar en comodidad y darle profundidad a la estancia. La tonalidad que elijas también te puede ayudar a crear volúmenes si juegas con el tapizado de cojines y colcha.

Dormitorio con un cabecero tapizado. Dormitorio con un cabecero tapizado.

Dormitorio con un cabecero tapizado. / M. G.

Luz de ambiente

La iluminación juega un papel clave en cualquier estancia y en el dormitorio todavía más. A diferencia de otras estancias, en el dormitorio buscamos luces más cálidas y sutiles que sólo aporten luz ambiente al encenderlas. Apuesta por cambiar la lámpara central por lámparas colgantes sobre las mesitas de noche y consigue ese efecto tenue y relajante que te invitará a permanecer en el dormitorio todo el día.

Dormitorio con dos lámparas colgantes sobre las mesitas de noche. Dormitorio con dos lámparas colgantes sobre las mesitas de noche.

Dormitorio con dos lámparas colgantes sobre las mesitas de noche. / M. G.

La mesita de noche, tu sello personal

La mesita de noche es ese mueble funcional al que prestamos poca atención pero, si algún elemento de nuestro dormitorio es un reflejo de lo que somos, ese es nuestra mesita de noche. Los libros que depositamos sobre ella, el portarretrato y la foto con el que lo decoramos... Todo eso dice más de nosotros que el color que hayamos elegido para nuestras cortinas. Por eso no debes dejar al azar su decoración y, si es el mueble de tu casa que más dice de ti, que lo diga con conocimiento de causa. Busca piezas especiales y personales con las que darle ese toque con nombre propio a tu mesita de noche.

Un dormitorio con una original mesita de noche. Un dormitorio con una original mesita de noche.

Un dormitorio con una original mesita de noche. / M. G.

El eterno mimbre

Es una tendencia que siempre está ahí, que se reinventa para que, temporada tras temporada, siga siendo una apuesta segura. El mimbre (y cualquier otro material de fibra natural) no sólo le da un toque diferente a cualquier estancia (en este caso, al dormitorio), es que es una tendencia completamente atemporal, ecológica y sostenible. Unos pequeños cestos a los pies de la cama, un baúl... Cualquier propuesta en este material aportará un toque especial a tu dormitorio. Sobre todo si has apostado por decorarlo en tonos neutros.

Dormitorio en tonos neutros con detalles de la decoración en mimbre. Dormitorio en tonos neutros con detalles de la decoración en mimbre.

Dormitorio en tonos neutros con detalles de la decoración en mimbre. / M. G.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios